Consumidores, los perdedores del acuerdo con México: TWP

miércoles, 29 de agosto de 2018 · 08:58
WASHINGTON (apro) – Bajo el acuerdo comercial de “entendimiento” alcanzado esta semana entre los gobiernos de Estados Unidos y México, como eventual reemplazo del Tratado de Libre Comercio de América del Norte (TLCAN), los grandes perdedores serán los consumidores, sentencio en un editorial el diario estadunidense The Washington Post. “Este, en su momento, creará ganadores (firmas privadas y sus trabajadores, probablemente) y perdedores (los consumidores que serán obligados a pagar precios más altos)”, concluye el Washington en el principal editorial de su edición de este miércoles titulado; “Una costosa revisión del TLCAN”. A menos de 48 horas de que se anunciara la conclusión de las negociaciones entre Estados Unidos y México sobre el entendimiento bilateral, el influyente rotativo de la capital estadunidense afirma que hay muchos detalles en el compromiso que deben ser afinados, amén de la inclusión de Canadá por medio de un tratado trilateral. “La propuesta de Trump deja fuera la palabra ‘libre’ cambiándola por ‘comercio’, lo que representa una extraña victoria para su gobierno”, resalta el editorial del Washington Post, en referencia a que el mandatario estadunidense propuso que el acuerdo bilateral con México sea bautizado como Acuerdo de Comercio Estados Unidos-México. El periódico estadunidense apunta que Trump aprovecho el acuerdo de entendimiento comercial con México, para presionar a Canadá a que esta semana, se agregue o se quede fuera del compromiso, tomando en cuenta que el 31 de agosto es el último día que tiene la Casa Blanca para notificar al Capitolio sobre cualquier trato comercial y en respeto al periodo de revisión legislativa que es de 90 días. “Sea lo que sea lo que haya logrado, el pacto con México impondrá nuevas y costosas regulaciones al flujo de entrada y salida de bienes en la frontera sur”, enfatiza el editorial del diario. The Washington Post acota que Trump utilizará al compromiso con México, y al de Canadá, de concretarse esta semana, para cumplir su promesa de campaña electoral de acabar con el TLCAN y reemplazarlo con tratados bilaterales. Entre los costos altos que pagarán los consumidores, el editorial expone al incremento en los costos de los vehículos producidos en la región norteamericana por las nuevas reglas de origen que se impondrán. “El gobierno de Trump pretende atrasar la nueva ubicación en México de la producción automotriz en fábricas que pagan bajos salarios”, explica el Washington Post  en referencia a su conclusión sobre por qué se incrementará el costo de los vehículos. El objetivo de Trump en este sentido es obligar a México a detener la compra de partes producidas en China y usar las que se producen en Estados Unidos para cumplir con las nuevas reglas de origen. “Por ahora el reto es lograr que Canadá, el tercer miembro del TLCAN, firme lo concretado con México para que el gobierno de Trump minimice el impacto de la disolución de las cadenas de producción regional”, añade el Washington Post que, para concretar su opinión respecto a lo acordado con México, le recuerda a Trump que cualquier acuerdo comercial tendrá que ser aprobado por el Capitolio.