Sale libre "El Chino Cavernario", detenido en marcha del 2 de octubre

martes, 29 de abril de 2014
MÉXICO, D.F. (apro).- El músico José Daniel Palacios Cruz obtuvo hoy una sentencia absolutoria, luego de seis meses de enfrentar una serie de cargos impuestos por la Procuraduría General de Justicia del Distrito Federal (PGJDF), derivados de su participación en la marcha del 2 de octubre pasado. Palacios Cruz, un roquero muy conocido por pertenecer a The Cavernarios, a quien apodan El Chino Cavernario, decidió repartir volantes de un concierto de su grupo durante la manifestación, sin embargo, fue detenido durante un operativo que “encapsuló” a unos 80 jóvenes en el Paseo de la Reforma. Sin más elementos que el dicho de dos policías, Palacios fue acusado de ataques a la paz pública y ultrajes a la autoridad y se le negó enfrentar el juicio en libertad, luego de que en la primera semana de octubre pasado se le dictara formal prisión. Después de la “cascada” de amparos que han forzado al Poder Judicial del Distrito Federal a revertir sus autos de prisión y sentencias condenatorias en las últimas semanas, esta tarde, sin amparo de por medio, el Juzgado 40 resolvió absolver a José Daniel Palacios de todos los cargos que se le imputaron, por lo que se espera que después de la medianoche el músico obtenga su libertad. Desde esta tarde, en el exterior del Reclusorio Norte, se empezaron a reunir amigos y familiares de El Chino Cavernario, por el que en los últimos meses se han realizado manifestaciones, conciertos y proclamas de la comunidad artística, lo mismo en el Multiforo Cultural Alicia que en el Festival Vive Latino. La exoneración del artista se suma a la de Ilia Adad Infante Trejo, Iribar Ibinarriaga, Adrián Gutiérrez, Víctor Efrén Espinoza y Salvador Reyes, detenidos en las mismas condiciones de modo, tiempo y lugar que José Daniel, y quienes a lo largo de abril fueron abandonando el Reclusorio Norte, aunque a diferencia del músico, lo consiguieron por la vía del amparo. El pasado viernes, Gabriela Hernández Arriola, conocida en redes sociales como Luna Flores, consiguió también su libertad luego de haber sido sentenciada a un año tres meses de prisión, acusada de ultrajes a la autoridad. En su caso, podrá continuar en libertad su apelación a la sentencia, pues no acepta los cargos que se le imputaron. De los detenidos y encarcelados el 2 de octubre en distintos hechos, quedan en prisión Jorge Mario González García, preso en el Reclusorio Oriente, sentenciado por su presunta participación en disturbios que tanto él como su defensa insisten no ocurrieron ni están probados. Además, Alejandro Bautista, un activista de los pueblos originarios de Tlalpan sigue preso en el Reclusorio Norte y se le ha sentenciado al igual que a Jorge Mario a 5 años y nueve meses de prisión por ultrajes a la autoridad y ataques a la paz pública en pandilla. Ambos, han demandado por la vía constitucional y se encuentran en espera de un amparo. Queda pendiente aún la sentencia en el caso de Abraham Cortés, detenido el 2 de octubre y a quien se le mantiene preso con videos editados que pretenden imputarlo en una agresión incendiaria a un policía, según su abogado Rubén Díaz.

Comentarios