La salida del PRI de San Lázaro, un chantaje, coinciden Batres y Calderón

miércoles, 11 de septiembre de 2002
México, D F- Los coordinadores de los diputados del PRD y PAN, Martí Batres y Felipe Calderón coincidieron en que la salida de los priistas de San Lázaro cuando el secretario de Gobernación iniciaría su comparecencia ante el pleno es un chantaje de estos legisladores para defender la corrupción de líderes del sindicato petrolero Pero para el vicecoordinador de los diputados priistas, Jorge Carlos Ramírez, la actitud de sus correligionarios en la Cámara de Diputados responde a un acto de solidaridad con la dirigencia del Sindicato de Trabajadores Petroleros de la República Mexicana (STPRM) y no a una defensa a la impunidad y la corrupción, como dicen sus opositores Entrevistados por separado, Batres y Calderón manifestaron que sus respectivos partidos están dispuestos a agilizar la solicitud de desafuero de los legisladores y miembros de la dirigencia del sindicato petrolero, Carlos Romero Deschamps, Ricardo Aldana y Jesús Olvera "La impunidad no se puede defender con esta táctica ni con ninguna otra No estamos de acuerdo en que se pretenda hacer de la impunidad una causa justa", dijo Batres, quien en este periodo ordinario de sesiones asumió la presidencia de la Junta de Coordinación Política de la Cámara baja El perredista adelantó que el jueves, cuando se reúna la Junta de Coordinación Política, se instalará una sección instructora encaminada a analizar la petición de desafuero de estos legisladores acusados de peculado en perjuicio del sindicato, para beneficiar la campaña presidencial de Francisco Labastida, en el 2000 Al respecto, Calderón afirmó que "es una paradoja inadmisible que el PRI en su discurso invoque la protección del Congreso de la Unión y su comportamiento en primer lugar contribuye a vulnerar y a denostar al Congreso y es una táctica para defender la corrupción y la impunidad" Y habló, en su oportunidad, sobre la ausencia en el recinto de San Lázaro de un considerable número de panistas y a manera de justificación sostuvo que algunos estaban trabajando en comisiones "Hemos pedido sanciones para los ausentes de nuestra fracción Nosotros tomaremos las medidas disciplinarias en nuestro partido", aseguró Sin embargo, el vicecoordinador de los diputados priistas Jorge Carlos Ramírez Marín descartó que el PAN los fuese a acusar de "reventar" la comparecencia de Creel Porque si la bancada del PRI esta formada por 207 diputados, con el resto de los legisladores, que suman 251, bien se pudo haber continuado con la sesión, pero no fue así, porque hubo una marcada inasistencia de panistas, explicó Por eso pidió a Calderón "que se encargue de sus diputados, que no nos endose a los diputados que no se llevan con Creel" Acompañado de los diputados del PRI Omar Fayad y Efrén Leyva, Ramírez Marín dijo que de ahora en adelante su fracción se reunirá en privado antes de las comparecencias de funcionarios federales para decidir la actitud que asumirán frente a cada uno de ellos Los diputados priistas salieron de la comparecencia del PRI, no sin antes dar a conocer el motivo Fue labor del legislador César Augusto Santiago decir ante el pleno y ante Creel que salían del evento porque consideraban un "agravio" para su partido el que se haya filtrado a la prensa las denuncias penales contra líderes del sindicato petrolero y militantes del PRI Afuera de San Lázaro, el coordinador de la fracción priista, Rafael Rodríguez Barrera, consideró que la salida de la bancada no afecta la institucionalidad del Legislativo, pues los legisladores encargados de preguntarle a Creel sobre su labor se quedaron en el recinto 11/09/02

Comentarios