Exigen líderes del PRD, PAN y PVEM renuncia de Andrade

sábado, 14 de septiembre de 2002
Villahermosa, Tab (apro)- Líderes estatales del PRD, PAN y PVEM exigieron al gobernador Manuel Andrade Díaz definir si continuará en el cargo o se dedicará a las actividades político partidistas que recientemente le encomendó el CEN del PRI como coordinador electoral en la entidad para el proceso federal del 2003 Auldárico Hernández Gerónimo, dirigente del PRD, consideró como "muy grave" la designación que el PRI hizo en la persona de Manuel Andrade, y advirtió que su nombramiento como activista del tricolor "le mete ruido al proceso del 2003 porque de antemano se erige como jefe de la organización política a la que pertenece y eso es grave" Dijo que debe solicitar licencia para separarse de la gubernatura "porque no puede ser juez y parte en una contienda electoral, es decir, ser gobernador y coordinador de campaña del PRI" Por su parte, el presidente del Comité Directivo Estatal del PAN, Francisco Macossay, condenó que Andrade Díaz ejerza el cargo de gobernador "y tenga que distraer su tiempo en actividades exclusivamente de carácter partidista para beneficiar a su partido con recursos del erario público" "Evidentemente que serían acciones al margen de la ley y que buscaríamos que se castiguen", advirtió El dirigente panista expuso que si Andrade "de plano" quiere dedicarle tiempo al trabajo partidista, entonces que pida licencia por tiempo indefinido o de manera temporal para ausentarse de la gubernatura "porque Tabasco reclama autoridades responsables, honestas, capaces y de tiempo completo", sostuvo Indicó que el Gobierno de Tabasco no ha entendido que México ya entró en un proceso de transformación "y lo que ahora sucede no son más que descaradas viejas prácticas del pasado, ni siquiera maquilladas" La lideresa del PVEM, María Victoria Ramírez Vichel, coincidió con los planteamientos de sus homólogos del PAN y PRD, y juzgó de "preocupante" que Manuel Andrade asuma la coordinación electoral de su partido para las elecciones federales del 2002, "pues un gobernante tiene que dirigir todos sus esfuerzos para atención de todos los tabasqueños sin distingo de opciones partidistas" Dijo que como coordinador electoral, siendo gobernador, se corre el riesgo que utilice los recursos que están a la disposición del Ejecutivo "para fortalecer las campañas priistas" "El gobernador tiene que renunciar al cargo si se va a dedicar a cuestiones partidistas, porque es un cargo que, lejos de enaltecer, denigra Creo que otro priista podría ocuparlo", expuso 13/09/02