La transición prometida "no posee un rumbo asegurado": CEM

viernes, 27 de septiembre de 2002
México, D F (apro)- La Conferencia del Episcopado Mexicano (CEM) hizo el jueves un llamado de atención al presidente Vicente Fox, ya que, hasta el momento, la transición democrática que él prometió "no posee un rumbo asegurado" El máximo organismo eclesiástico del país, que aglutina a más de cien obispos, señaló que "se hace indispensable que el Ejecutivo Federal marque el rumbo hacia la transición con decisiones claras, veraces y oportunas, sin titubeos, que sólo engendran desconfianza y ambigüedades" Mediante el documento "Participación solidaria para afianzar la transición democrática", dado a conocer el jueves, los jerarcas católicos agregaron que "nuestra transición no posee un rumbo asegurado Por ello es necesario hacer un esfuerzo permanente de búsqueda de consensos y de reorientación de iniciativas basadas en principios que permitan mantener, entre todos, un rumbo fundamental" No conformes, le enumeran a Fox los urgentes cambios que se necesitan: "Se requieren avances significativos en la reforma política del Estado "Necesitamos acciones urgentes y eficaces en el combate a la corrupción y la inseguridad pública "Deben asumirse con decisión las reformas que el país necesita para su crecimiento integral: reforma fiscal, laboral, energética, etcétera" La CEM advirtió que "posponer indefinidamente las reformas urgentes, nos podría llevar a una crisis que sería la antesala de un desquiciamiento social que a todos nos afectaría, pero que, como siempre ha sucedido, tendría como primeras víctimas a los más pobres" En clara alusión a los amagos de huelga del Sindicato de Trabajadores Petroleros de la República Mexicana (STPRM), los obispos mexicanos afirmaron: "Percibimos que hay algunos sectores sociales que no logran ajustarse a la novedad de los tiempos que vivimos; se han multiplicado los grupos de presión, más preocupados en la consecución de sus propios intereses y mantenimiento de sus privilegios, que en la búsqueda real del bien común Tenemos la impresión que, en ciertos momentos, hay quienes están decididos a frenar la marcha del país y a dejar la puerta abierta a la riesgosa aventura de la anarquía" Agregaron que "quienes tienen responsabilidades políticas, financieras, empresariales y sindicales, testifiquen con hechos concretos su compromiso de asumir decisiones de fondo que nos aseguren los cambios reales y profundos que necesitamos" Por último, los obispos señalaron que "la pobreza y la injusticia social son un grave obstáculo para consolidar las instituciones democráticas" 26/09/02

Comentarios