Impide PAN toma de protesta de legisladores en Congreso de Jalisco

lunes, 25 de enero de 2010

GUADALAJARA, Jal., 25 de enero (apro).--Los nuevos diputados locales, que hoy debieron tomar protesta para iniciar funciones el próximo lunes, no pudieron llevar a cabo la sesión preparatoria, debido a que no se presentaron los integrantes de la mesa directiva saliente.
    En la sesión, programada como una ceremonia de mero trámite, hubo reclamos entre diputados del PRI y PAN, debido a la inasistencia del presidente de la mesa directiva, Carlos Rodríguez Burgara.  
           Los legisladores del PRI acusaron a los panistas de reventar la sesión para impedir la toma de protesta de la mayoría priista.
    El acto estaba programado para las 11 de la mañana. Sin embargo, dos horas después, sólo el vicepresidente de la mesa directiva, el perredista  Carlos Orozco estaba presente. Tampoco asistieron el secretario Arturo Gutiérrez y los prosecretarios Norma Varela y Alfredo Zarate, los tres regidores en los municipios de Guadalajara, Acatlán y Tonalá, respectivamente.
    Pasada la una de la tarde, el diputado electo Jesús Casillas, informó que se suspendía la ceremonia. “Disculpen, pero la mesa directiva, integrada en su mayoría por panistas, no cumplió con el requisito de ley”, afirmó.
    En improvisada conferencia de prensa, los coordinadores parlamentarios del PRI, PRD y PVEM, acusaron al PAN de echar a perder el acto. “Esta es una argucia del PAN para impedirnos tomar protesta. Es un hecho inédito en la historia de Jalisco que vulnera la ley”, dijo el diputado priista Roberto Marrufo.
    Finalmente, los diputados priistas, perredistas y pevemistas abandonaron el salón de sesiones, que era custodiado por elementos de seguridad del Congreso local. Además, impidieron la entrada al inmueble de reporteros, asesores de diputados, personal del edificio y público en general.
    Según fuentes extraoficiales, la inasistencia de la mesa directiva saliente a este acto protocolario, se debió a que los legisladores panistas necesitan más tiempo para negociar con los dos diputados del Partido Nueva Alianza y convencerlos de sumarse a su grupo parlamentario.
    Los legisladores del Panal trabajaron en coalición con el PRI durante la campaña electoral. Sin embargo, si éstos se suman a la bancada del PAN, la integración del Congreso local daría un vuelco: los panistas tendrían 17 diputados y los priistas se quedarían con 16.
    Ahora, la toma de protesta deberá realizarse el próximo miércoles. Según la Ley Orgánica del Poder Legislativo, en esa segunda sesión ya no será necesaria la presencia de los diputados salientes.