Exigen proceder contra CFE por corte de luz que causó muerte de bebés

lunes, 23 de enero de 2012
CAMPECHE, Cam. (apro).- La coordinadora regional del Movimiento Regeneración Nacional (Morena), Layda Sansores San Román, exigió hoy al gobernador Fernando Ortega Bernés manifestar su indignación, más allá de las simples declaraciones, para que se llegue hasta las últimas consecuencias y se castigue a los responsables del corte de energía al Hospital Manuel Campos que presuntamente causó la muerte de dos recién nacidos. Destacó que sin soslayar la responsabilidad de la Secretaría de Salud por no haber pagado, el proceder de la CFE, en este caso “inédito en el país”, fue “criminal” y “ha provocado un gran descontento entre la ciudadanía”, por ello, urgió al mandatario a “proceder contra todos los involucrados”. El pasado jueves la Comisión Federal de Electricidad (CFE) cortó el suministro de energía durante varias horas al Hospital Manuel Campos, lo que obligó al personal a trasladar a los pacientes al Hospital Javier Buenfil Osorio, entre ellos un par de recién nacidos que se encontraban en incubadoras y fallecieron poco después. El viernes, antes de confirmarse los dos decesos, el mandatario se declaró “verdaderamente molesto, mortificado e indignado” contra la CFE, al tiempo de que trató de justificar el retraso de “tres meses” en el pago de energía del hospital. El sábado, tras conocerse la muerte de los niños y presionados por la opinión pública, la Secretaría de Salud y la CFE trataron de deslindarse. El secretario de Salud, el expanista Enrique Iván González López, aseguró entonces que el estado de ambos neonatos, un niño y una niña, era muy grave desde su nacimiento; por lo que sus muertes no tienen relación con el corte de energía al hospital y su consecuente traslado al otro hospital. El año pasado la Secretaría de la Función Pública inhabilitó a González López por 10 años e impuso una multa por 35.6 millones de pesos por actos de corrupción cuando se desempeñaba como delegado de la Sermanat aquí. No obstante, Ortega Bernés decidió mantenerlo como secretario de Salud, posición desde la que ahora busca la candidatura priista para la alcaldía de El Carmen. Por su parte, el mismo sábado, la CFE rechazó “categóricamente alguna vinculación entre el corte del servicio eléctrico y el mencionado suceso, ya que de inmediato comenzó a funcionar la planta de emergencia del propio hospital y éste nunca se quedó sin servicio eléctrico, como lo han corroborado las propias autoridades estatales”. A s vez, mediante la Comisión Nacional de Derechos Humanos (CNDH) dio a conocer el domingo que ya investiga el caso. Hoy, en conferencia de prensa en la que estuvo acompañada por los dirigentes del Movimiento Ciudadano y del Morena, Layda Sansores emplazó a Ortega Bernés a proceder, “más allá de declaraciones de indignación”. “¡No queremos más aquí al superintendente de la CFE, José Bernal Segura, queremos que se largue de aquí, y el gobernador debe ver que así suceda y que antes de que se vaya sea procesado. Si tuviera vergüenza, tras lo sucedido ya hubiera renunciado y se hubiera largado de Campeche, porque su actitud fue criminal!”, tronó la exsenadora. Insistió en que “nada justifica que la CFE, con toda prepotencia, haya cortado la luz a un hospital” y “¡menos en un hospital donde se atienden los más pobres y jodidos!”, y advirtió que pese a los intentos de deslinde de la paraestatal y de la Secretaría de Salud, en el ánimo ciudadano “quedará siempre la sospecha de que las muertes de los bebés fueron consecuencia del corte de energía al hospital”. “No se fueron contra el administrador, contra el gobierno o contra tendría que haber pagado. Se fueron contra los ciudadanos que nada debían en este caso. Pero estos funcionarios no se manejan solos, a alguien deben rendir cuentas, y todos los implicados deben ser sancionados, y aquí la responsabilidad alcanza hasta a Calderón”, reclamó. “¿Si había planta de energía y estaba funcionando como dicen, y los pacientes no estaban en riesgo por el corte, por qué entonces los trasladaron?”, cuestionó. La exsenadora y exdiputada federal consideró que este caso debe sentar un precedente para que no vuelva a repetirse, para lo cual, reconoció deben remediarse las lagunas legales para proteger de situaciones como esta a las instalaciones estratégicas, como lo son los hospitales. Horas más tarde, el gobierno del estado informó que dará las facilidades a las instancias competentes para investigar el caso y que el gobernador no hará más declaraciones al respecto. “El gobernador del estado, Fernando Ortega Bernés ante los acontecimientos suscitados el pasado 19 del presente mes en el Hospital General “Manuel Campos”, instruyó a la Secretaría de Salud para iniciar una investigación exhaustiva de carácter interno para deslindar cualquier responsabilidad, con relación al caso.”

Comentarios