Cede Cué a presiones y separa de su cargo a comisionado de la Policía

jueves, 23 de febrero de 2012
OAXACA, Oax. (apro).- El gobernador Gabino Cué finalmente cedió a las presiones del sindicato de burócratas al separar “temporalmente” de su cargo al comisionado de la Policía estatal, Roberto César Alfaro, y tres funcionarios más, con lo que dio por terminado el paro de tres días de labores en la administración estatal. En un comunicado, el gobierno del estado resaltó que “en un gesto de institucionalidad, el comisionado de la Policía estatal, Roberto César Alfaro Cruz, solicitó separarse temporalmente del mando de la institución policial para facilitar las investigaciones sobre el incidente ocurrido el pasado lunes 20 en las instalaciones del cuartel de la Policía, ubicado en Santa María Coyotepec”. Además de Alfaro, también fueron separados de sus cargos el oficial mayor, Roberto Morales López; el director jurídico, Gabriel Quevedo, y el comandante de la Unidad Policial de Operaciones Especiales, Joel Marcos Pérez. “La determinación de los funcionarios se fundamenta en su firme convicción de contribuir a la distensión del conflicto, así como en una sólida convicción de proteger, servir y hacer cumplir la ley en el marco de un proceso de investigación imparcial”, se lee en el texto. Por separado, el comité ejecutivo del Sindicato de Trabajadores al Servicio de los Poderes del Estado e Instituciones Descentralizadas de Carácter Estatal señaló que al final de la jornada “toda lucha, cuando es justa, tiene su recompensa”. Agregó: “Como gremio sindical siempre habremos de anteponer el diálogo y la concertación para la resolución de todos y cada uno de los problemas que se puedan enfrentar y mostrarnos como aliados de este pueblo y su gobierno para el desarrollo de nuestro estado”. Destacó que en el diálogo con las autoridades gubernamentales acordaron de manera conjunta la separación del cargo de los cinco mandos policiacos, así como la exigencia de una amplia y exhaustiva investigación de los hechos del pasado lunes 20. Aunque el compromiso era que a partir de hoy se reanudaran con normalidad las actividades en las 77 dependencias del gobierno del estado, los burócratas decidieron tomarse el día. De acuerdo con el subsecretario de Administración y Desarrollo de Personal de la Secretaría de Administración, Hugo Félix Clímaco, el gobierno de Oaxaca eroga 7.5 millones de pesos diarios por concepto de salarios para los nueve mil 500 burócratas, por lo que los tres días de paro laboral y el día libre que hoy se tomaron costarán al estado 30 millones de pesos. El pasado lunes 20, el Sindicato de Trabajadores de los Poderes del Estado e Instituciones Descentralizadas inició un paro de labores, en protesta por el desalojo policiaco de burócratas de las instalaciones de la Secretaría de Seguridad Pública (SSP) estatal. Luego de la acción represiva, la directiva sindical ordenó a sus afiliados cesar actividades y cerrar los accesos a las oficinas públicas.

Comentarios