Desarticulan secta religiosa liderada por un español en Tamaulipas

viernes, 25 de enero de 2013
MÉXICO, D.F. (apro).- Una secta religiosa denominada Los Defensores de Cristo, liderada por un ciudadano español, fue desarticulada en Nuevo Laredo, Tamaulipas, durante un operativo conjunto entre el Instituto Nacional de Migración (INM) y la Policía Federal (PF). Carlos Alberto Franco Chávez, delegado del INM en Nuevo Laredo, indicó que en el operativo se detuvo a 24 miembros de la secta, entre los que había cinco menores de edad y 14 extranjeros. El funcionario dijo que dio aviso a la Procuraduría General de la República (PGR) para iniciar una averiguación por el probable delito de trata de personas. Franco Chávez detalló que la detención se dio gracias a una denuncia anónima que alertó sobre la presencia de la secta en una finca ubicada sobre la carretera nacional a la altura del kilómetro 14. Elementos de Migración y de la PF se trasladaron al lugar en donde encontraron a los miembros de la congregación, quienes practicaban una mezcla de ideologías: católica, cristiana, budista, islámica, metafísica e incluso de magia. La secta estaba dirigida por un español, cuyo nombre no fue dado a conocer, y según las autoridades tenía vencido su permiso de estancia en México. "Nos llama la atención que las personas traían la ropa sucia, desgarrada, no tenían higiene ni con su persona, dado esto dimos aviso a la PGR para que ellos integraran su averiguación por el probable delito de trata de personas", comentó el delegado del INM. También comentó que al llegar a la finca pensó que se trataba de una casa de seguridad, pero después confirmó que en realidad era la sede de una congregación religiosa. La secta operaba desde 2010 y, según algunas víctimas que participaron en ella, el líder y sus colaboradores a los que llamaban “apóstoles” sometían a las mujeres, a quienes les prometían realizar milagros, curar enfermedades, alejar el dolor y hasta lograr el éxito.

Comentarios