Profesores chiapanecos celebran con marcha detención de Gordillo

viernes, 1 de marzo de 2013
TUXTLA GUTIÉRREZ, Chis. (apro).- Miles de profesores de la Sección 40 del Sindicato Nacional de Trabajadores de la Educación (SNTE) de siete ciudades chiapanecas salieron a las calles para protestar contra la reforma educativa y celebrar la detención de la exlideresa magisterial Elba Esther Gordillo Morales. Los profesores portaban pancartas alusivas a la captura de Gordillo. “¡Ya cayó la rata mayor!”, se leía en inmensa lona. En Tuxtla Gutiérrez, tomaron las oficinas de la Secretaría de Educación por algunas horas; posteriormente, se dirigieron a la plaza central, donde se encontraron con otro contingente que marchó desde el oriente de la ciudad. La marcha se efectuó en contra del líder de la Sección 40, Julio César León Campuzano, quien les pidió suspender la movilización por temor a un “boicot”, sin embargo, los profesores dejaron sus aulas y ocuparon las plazas de siete ciudades. Además de celebrar la detención de Gordillo, los profesores demandaron una auditoría a los recursos destinados a la Sección 40 y cárceles para sus exlíderes, a los que acusan de haberse robado 52 millones de pesos de la casa de ahorro y el seguro de los maestros. Los profesores se manifestaron en Tuxtla, Tapachula, Comitán, San Cristóbal de Las Casas, Palenque, Ocosingo y Villaflores. En Tuxtla fueron alrededor de cuatro mil maestros los que se concentraron en el parque central y bloquearon el primer cuadro de la ciudad. De igual forma, obstaculizaron el acceso del Poder Legislativo del estado, donde quedaron atrapados por varias horas diputados y otras personas que acudieron a ese recinto. Frente al Congreso del estado, los maestros lanzaron más consignas contra Elba Esther Gordillo y contra la reforma educativa, promulgada el pasado 25 de febrero. Señalaron que la reforma agravia los derechos conquistados de la clases magisterial y que ante ello seguirán en su lucha en las calles; incluso en las propias aulas y comunidades para informar a los padres de familia de cómo agravia a los educación mexicana. “No permitiremos al privatización de la educación en México”, dijeron reiteradamente cada uno de los oradores. Otro de los puntos de la reforma que más criticaron los profesores fue el de la evaluación, tanto para ingresar a la carrera magisterial como para promover sus ascensos y para evaluar después su labor docente en el aula. Rechazaron este procedimiento y advirtieron que no dejarán que se les pretenda dejar sin el sustento que les da de comer. Los maestros de la Sección VII de la Coordinadora Nacional de Trabajadores de la Educación (CNTE) sí suspendieron su movilización, sin embargo anunciaron una manifestación y paro de labores de 48 horas para los días lunes y martes próximos en la capital del estado y otras ciudades de la entidad.

Comentarios