Prohíben campañas y vetan elecciones en municipio oaxaqueño

miércoles, 20 de marzo de 2013
OAXACA, Oax. (apro).- El Consejo Comunal de Santa María Chimalapa acordó hoy prohibir las campañas electorales de cualquier partido y vetar los comicios del próximo 7 de julio en esa localidad. Al dar a conocer los resultados de su asamblea general, el Consejo Comunal explicó que tomaron la decisión ante la “indiferencia y el desprecio” del Congreso del estado y de todas las fracciones legislativas, así como por la “inoperancia política” del gobierno que encabeza Gabino Cué Monteagudo. A través de un comunicado, el Consejo dejó en claro que impedirán la entrada de urnas y la realización de las próximas elecciones locales. “Retomaremos nuestra visión de territorio, sistemas normativos propios, y gobierno comunal y municipal autónomos”, señaló. De igual forma, el Consejo Comunal responsabilizó a los legisladores y al gobierno del estado “de cualquier lamentable hecho que a consecuencia de ello pueda acontecer”. Destacó que a pesar de que como pueblo indígena zoque de Santa María Chimalapa están amparados por el Convenio 169 de la OIT, la Declaración de Naciones Unidas sobre los Derechos Indígenas; la Constitución mexicana y del estado, la comunidad ha sido ignorada y discriminada por las autoridades estatales. El Consejo Comunal recordó que desde el 29 de agosto del 2012, entregó por escrito y de forma legalmente fundamentada, la solicitud de desaparición de poderes municipales, sin embargo, el Congreso del estado “ha aplicado un tortuguismo burocrático tendencioso y se ha negado a la fecha, a discutir y a aprobar en el pleno, tal petición”. Al contrario, agregó el Consejo, “con su actitud han respaldado al presidente municipal Raymundo Zárate Zárate y a su Cabildo, quienes fueron destituidos por la asamblea general de Santa María Chimalapa desde el 8 de julio del 2012”. Destacó que mientras que el gobierno del estado, a pesar de los múltiples acuerdos suscritos y de que la auditoría realizada al Cabildo municipal destituido arrojó un faltante no comprobado de más de 20 millones de pesos –“lo cual demuestra la deshonestidad e irresponsabilidad de Raymundo Zárate Zárate–, se ha visto “inoperante en sus resultados políticos”. Mencionó que la “indiferencia” del Congreso del estado y la inoperancia del gobierno estatal han generado una “verdadera situación de ingobernabilidad” en ese municipio zoque.

Comentarios