Revientan elección de consejeros de Morena en Morelos

domingo, 18 de octubre de 2015
CUERNAVACA, Mor. (proceso.com.mx).- Denuncias por supuestas trampas, asambleas amañadas y reuniones reventadas enmarcaron la renovación de consejeros estatales del Movimiento Regeneración Nacional (Morena) en la entidad. Las asambleas de dos de los cinco distritos electorales federales fueron suspendidas: Jiutepec (II) y Cuautla (III). En estos consejos, grupos minoritarios con militantes enviados por el comité nacional -según los integrantes locales- fueron utilizados para reventar las asambleas, dejando el dominio absoluto de la elección a la corriente del experredista senador Rabindranath Salazar Solorio, quien encabeza la fuerza dominante al interior de ese partido, desplazando incluso a los grupos fundadores. Por si fuera poco, la dirigencia nacional decidió no reprogramar las asambleas y sumar solamente a los 30 consejeros que sí fueron elegidos este domingo en los distritos de Cuernavaca (I), Jojutla (IV) y Yautepec (V). En Jiutepec, la asamblea prácticamente llegó a los golpes luego de que los ánimos se caldearon, lo que dio pie a la cancelación del proceso interno. Sin duda, Jiutepec y Cuautla son los municipios más politizados del estado. En el primero, dos derivaciones del perredismo se disputan la posibilidad de influir en la elección interna. La primera corriente es encabezada por Rabindranath Salazar Solorio, exmilitante del PRD quien llegó con ese partido a la alcaldía de Jiutepec (2006-2009), a la diputación local (2009-2012) y a su actual senaduría (2012-2018), pero que renunció a esa fuerza política en medio de la debacle perredista tras la desaparición de los 43 normalistas en Iguala, en septiembre de 2014. La otra fuerza que disputa Jiutepec es la de la actual alcaldesa con licencia, Silvia Salazar, quien también llegó al cargo de la mano del PRD, pero que renunció antes de la elección y se integró a Morena. De hecho, Salazar compitió por esa fuerza política por una diputación local, pero perdió contra la candidata del PRD. Ambos grupos provocaron un sainete este domingo que terminó en la suspensión de la asamblea. No obstante, fue el senador quien sacó la mejor parte, pues controla los otros distritos. De hecho, Salazar es señalado como el próximo candidato a la gubernatura por esa fuerza política para las elecciones de junio de 2018. Rabín, como se le conoce, es presidente de la Comisión Parlamentaria Mixta México-Unión Europea. Es uno de los arropados de Andrés Manuel López Obrador, y sobrino del finado líder histórico de la disidencia magisterial, Othón Salazar Ramírez, fallecido en 2008 en Tlapa, Guerrero. Durante la asamblea de Morena en Jiutepec, realizada en un reducido salón de fiestas conocido como El Acueducto, se impidió que el proceso fuera fluido. Muchos de los delegados tuvieron que esperar varias horas para poder registrarse e ingresar al salón. Además, según las denuncias, hicieron falta boletas, lo que dio argumentos suficientes al grupo de Silvia Salazar para demandar la anulación del proceso. Un número importante de militantes presionó al presidente de la asamblea y enviado de la dirigencia nacional, Víctor Linch, lo que finalmente terminó en que el proceso fuera suspendido. Mientras tanto, en Cuautla, los militantes de Morena de la región oriente no tuvieron la oportunidad de concluir la elección de los 10 consejeros estatales por ese distrito. De acuerdo con las denuncias, los fundadores de esa fuerza política rebasaron con mucho a los enviados por la dirigencia nacional, por lo que la consejera nacional Carmen Moreno enfrentó al grupo de Vicente Estrada, quien fuera fundador del Partido del Trabajo y hoy se ha incorporado a las filas de Morena. Con esto, la asamblea terminó por cancelarse. En tanto, cerca de las 21 horas, la dirigencia de Morena en Morelos emitió un comunicado de prensa en el que “reconoce y felicita la gran participación de sus militantes durante el desarrollo de las asambleas, en el que se registró una importante participación de los protagonistas del cambio verdadero en todo el estado”. Sin embargo, señala que no fue posible elegir a los 50 consejeros, pues sólo se eligieron 30. Los 20 restantes quedaron “pendientes”, dado que se careció “de las condiciones indispensables para el desarrollo de las asambleas en los distritos II (Jiutepec) y III (Cuautla)”. Agrega que “el partido analizará lo que proceda a partir de la revisión que se haga de los hechos acontecidos en esos dos distritos”.

Comentarios