Catean rancho de Padrés en Sonora; se blinda contra acciones de la PGR

miércoles, 31 de agosto de 2016
CIUDAD DE MÉXICO (apro).- La Fiscalía Especializada Anticorrupción cateó esta mañana el rancho Pozo Nuevo, propiedad del exgobernador de Sonora Guillermo Padrés Elías, y minutos más tarde el panista obtuvo una segunda suspensión provisional en contra de cualquier acción legal que la Procuraduría General de la República (PGR) emprenda en su contra. Fuentes del gobierno indicaron que alrededor de las 9:00, decenas de patrullas de la Policía Estatal Investigadora arribaron al inmueble de tres mil 670 hectáreas –ubicado a cinco kilómetros del pueblo de Bacanuchi– para apoyar a la Fiscalía Anticorrupción, como parte de las investigaciones que se siguen contra Padrés por presunto enriquecimiento ilícito. Señalaron que el juez que lleva el caso considera que “existen elementos suficientes para aprobar que el Ministerio Público catee, evalué, asegure bienes e inmuebles para poder determinar cuantías y ver si las cantidades coinciden con los ingresos” del exgobernador y su familia. Por otra parte, el Juzgado Decimocuarto de Distrito de Amparo en Materia Penal otorgó a Padrés Elías una segunda suspensión provisional en contra de cualquier acción legal que emprenda en su contra la PGR, salvo que se trate de un delito tipificado como grave. En su demanda de amparo, el exgobernador panista argumentó que la autoridad federal integra en su contra la averiguación previa PGR/DGCAP/ZNO-XIV/14A/16, de la que desconoce su contenido. Por ello, el juez solicitó a la PGR los informes justificados para determinar la veracidad de los dichos del exmandatario, y resolvió otorgar la suspensión provisional en contra de cualquier “orden de investigación, localización, presentación y/o detención, girada por alguna de las autoridades responsables, que pudiera emanar de la averiguación previa, instruida en contra del impetrante”. A su vez, el Juzgado Sexto de Distrito de Amparo admitió a trámite otra demanda que interpuso Guillermo Padrés, en la que reclama la falta de respuesta por parte de la Subprocuraduría de Control Regional, Procedimientos Penales y Amparo de la PGR, a un escrito que presentó el 11 de agosto. Y el Juzgado Decimocuarto estableció que la audiencia se realizará a las 9:45 del próximo 6 de septiembre.