'Ni diezmos ni moches” en mi gobierno: Omar Fayad

lunes, 5 de septiembre de 2016
CIUDAD DE MÉXICO (apro).- Este lunes el priista Omar Fayad rindió protesta ante el Congreso local como nuevo gobernador de Hidalgo y, en ese marco, sostuvo que en su gestión “no habrá cabida para la corrupción, pues las finanzas deben ser caja de cristal y los recursos se deben aplicar donde deben, ni diezmos ni moches, eso agravia, agobia y lastima a la ciudadanía“. Fayad subrayó ante el secretario de Gobernación, Miguel Ángel Osorio Chong, representante del presidente Enrique Peña Nieto; gobernadores, y el presidente del Tribunal de Justicia de Hidalgo su esperanza y compromiso con su estado, tras años de trabajo y esfuerzo en la administración estatal. Hidalgo, resaltó, inicia una nueva etapa política y social en donde todos los habitantes son protagonistas, con base en la justicia social, la paz y la prosperidad. Enseguida agradeció el voto de miles de hidalguenses para convertirlo en gobernador, al afirmar que todos los días “pondré todo mi empeño para corresponder al apoyo que me dieron” y que se sientan satisfechos de haber confiado en él. El mandatario priista dijo que su gobierno será cercano a los jóvenes y trasparente para rescatar “ese orgullo por pertenecer a esta tierra que tanto queremos”. También expuso que trabajará junto con los poderes Legislativo y Judicial para cumplir con la sociedad, “al lado de empresarios y sociedad civil, ya que se establecerá un diálogo para un estado en concordia, armonía y en paz”. Luego dijo que buscará desterrar las injusticias sociales, al lado de los indígenas y las familias que viven en pobreza, con el fin de que tengan acceso a la educación, agua potable, salud y procuración de justicia.

Comentarios