IMEF exige a AMLO certidumbre en políticas públicas

El presidente Andrés Manuel López Obrador en una conferencia mañanera. Foto: Germán Canseco El presidente Andrés Manuel López Obrador en una conferencia mañanera. Foto: Germán Canseco

CIUDAD DE MÉXICO (apro).- El Instituto Mexicano de Ejecutivos de Finanzas (IMEF) exigió al gobierno de Andrés Manuel López Obrador “un ambiente de predictibilidad” y de certidumbre en las políticas públicas para que los proyectos de inversión se realicen.

Al presentar el documento Propuesta IMEF 2020: Recuperación de la inversión y el crecimiento económico con enfoque social, el presidente del organismo, Ángel García-Lascuráin Valero advirtió:

“Debe haber un ambiente de predictibilidad que permita la construcción de escenarios de inversión con niveles de riesgo aceptables. La falta de información suficiente sobre las políticas públicas, los eventos sorpresivos o el diseño de escenarios de crecimiento sobre premisas demasiado optimistas son elementos que elevan el nivel de riesgo de los proyectos de inversión”.

Por otra parte, el IMEF consideró reforzar los procedimientos de ejecución y gestión de políticas públicas sobre bases de eficiencia, eficacia y transparencia.

No solo eso, de acuerdo con Pedro Torres Castellanos, presidente del Comité Nacional de Infraestructura del organismo, si bien la promesa del actual gobierno fue alcanzar un crecimiento económico del 4.0% al final del sexenio, acotó que es “casi imposible” con los montos de inversión pública destinados en la actualidad.

Señaló que el impacto de la inversión pública y privada, de acuerdo con los planes dados a conocer hasta el momento, sería de 1.6% en el PIB.

El instituto planteó dos tipos de propuestas: las de política pública y participación empresarial, que engloba el combate a la corrupción; la competitividad y tecnología; emprendimiento; energía; estímulos fiscales; industria turística; intermediación financiera y bursátil; inversión en Infraestructura; además de seguridad social.

El otro tipo de propuestas son las de enfoque de gestión empresarial y apoyo gubernamental, en las que se identifica administración de riesgos, capital humano, finanzas corporativas e información financiera.

Dentro de los estímulos fiscales, el IMEF propuso disminuir la tasa de ISR corporativo de 30% a 23%, para mejorar la competitividad global de México y fomentar la inversión.

Asimismo, generalizar el IVA al 16% pero con una canasta de productos de consumo estrictamente básica que esté exenta del IVA, con objeto de no afectar el consumo de esos productos por las personas de menores ingresos.

“Con lo anterior se logra cumplir con una reforma de enfoque social para no afectar a los más necesitados y, adicionalmente, tendría un enfoque distributivo para programas sociales e inversión, con la recaudación adicional que se obtenga por parte de las personas que más consumen”, acotó.

Comentarios

Load More

Informate en la revista digital de Proceso