BUZON DE APOCRIFOS: Futuro

jueves, 11 de abril de 2002
México, D F (apro)- Apreciados padres: convencido de que todos estamos conscientes que los niños y los jóvenes son nuestro preciado futuro; de que no pocas veces, por lo que gusten y manden, no sabemos como encauzarlo en beneficio de todo, aprovechando el privilegio de ser maestro y empujado por los vientos de democracia incluyente que soplan, llevé a cabo una reunión con alumnos para conocer su opinión al respecto Numerosas e interesantes fueron las mismas Ante la imposibilidad de reproducirlas todas en la presente, me limito transcribir las que a mi juicio fueron las más importantes, tanto por contener el sentimiento de la mayoría de los participantes como de la manera de expresarlo Aquí las tienen La de un humorista: "Los viejos me matan de risa con su sincero interés por nuestro futuro Nos predican hasta empacharnos de la importancia de los valores del humanismo, la comprensión, la tolerancia, y a renglón seguido insistentemente no dejan de advertirnos que vivimos en un mundo cada vez más y más abierto a la competencia, que está dando una sociedad de pocos triunfadores y muchos perdedores, donde si se quiere alcanzar el éxito, hay que ser competitivo a chaleco Considero que con ello no están más que conformando mentalidades de cazadores de cabezas ¡De risa loca! ¿O no? De un sarcástico: "El amor que dicen que nos tienen los padres y la sociedad en general, lo siento como el prima noctis, osease, el "derecho de pernada" feudal, en virtud del cual el señor tenía prioridad en la noche de boda de sus vasallos, ya que tanto amor nos lo demuestran con imposiciones y prohibiciones de toda índole, como por ejemplo: ¡guarda compostura!, ¡estese quieto!, ¡no grite!, ¡camine derecho!, ¡no se meta el dedo en la nariz!, y otras vainas parecidas Y si uno pregunta por qué, generalmente se le responde: ¡porque esta mal! Y se insiste en la inquisición, terminan por decirle: ¡no preguntes tanto, todavía no estas en edad de saber!, o bien con un aplastante: ¡porque yo lo mando! Tanta vaina, digo, hace que sienta el amor que dicen que nos tienen, como el "derecho de pernada" feudal" De un resentido: "Me tienen hasta la maceta con sus frasecitas de "los niños con los reyes del hogar" y la de "la juventud es el futuro" ¿Reyes? ¿Futuro de qué o de quien?, pues desde que tengo uso de razón estoy cansado de ver y comprobar que la inmensa mayoría de niños y jóvenes, pensamos, hablamos y obramos conforme a principios de obediencia debida a personas que conforman y dirigen instituciones como la familia, iglesias, patria e incluso empresas ¿Qué uno cuestiona dirigencias e instituciones?, luego, luego le salen con que uno no tiene los conocimientos necesarios para hacerlo; que a ellos les sobra lo que a uno le falta: experiencia Que conocimiento y experiencia les da saber para hacerla Como considero que no pocas veces ese saber para hacerla se finca en el discutible principio de autoridad cuando no en la fuerza y hasta en el poder del dinero más que en otra cosa, pienso que estoy en mi derecho al preguntar: ¿de qué y para qué son reyes los niños?, ¿de qué , para qué o de quién son futuro los jóvenes?" De un dolido: "Sí, sí, se siente rebonito que a uno le digan que es único, irrepetible y libre y horrible en la realidad, como cuando se va a elegir una profesión, si uno dice que le gustaría ser bombero, buzo, payaso o fogonero le digan: "sé serio Con esos oficios te morirías de hambre", o que te presionen y presionen para que seas médico, licenciado o contador, porque médico, licenciado o contador fue el tatarabuelo, el abuelo y lo es papi, que con su profesión han dado y dan lustre y posición económica a la familia Horrible también se siente cuando papi o mami se empeñan en u practiques deporte o estudies carreras a los que ellos no tuvieron oportunidad y duele en el alma cuando en su empeño, para conseguirlo, llegan incluso a negarse a pagar estudios por los que sientes vocación" De un rabioso: "¡La manga, que! Ya está bien que los viejos, la escuela, los medios, nos choreen continuamente con eso de que todo somos iguales, que tenemos derechos y somos libres, de que nos digan que el reino de nuestro ser está en la libertad ¡Sí, chucha! ¿Son o se hacen? Pues qué, para la mayoría de los mortales la libertad de decidir, ¿la mayoría de las veces no se disuelve en concesiones, en dimisiones y hasta en sumisiones ante el poder, la fuerza o simplemente el dinero, en manos de una jerarquía minoritaria? Sí, pueden decirme misa y hasta cantada si quieren, ¿pero los hechos no muestran, afirman y confirman la profecía del francés Renán, de que la sociedad moderna evoluciona hacia una forma en que los poderes y los privilegios están concentrándose en manos de una elite cada vez más reducida? ¿Entonces? ¿Qué el reino de nuestro ser está en la libertad? ¡La manga!" Hasta aquí, por falta de espacio, como indique más arriba, las opiniones de nuestro más preciado futuro, los jóvenes En próxima carta, si Dios lo quiere, haré de su conocimiento lo que yo les dije y como terminó mi reunión con ellos Mientras, apreciados padres, queden ustedes con la seguridad de mi respetuoso y seguro afecto Doctor triplequis