CANTO RODADO: "Corazones y huesos", de Paul Simon

lunes, 12 de abril de 2004
México, D F, 12 de abril (apro)- En 1983, el cantautor judío-neoyorquino Paul Simon (Newark, New Jersey, 13 de octubre de 1942) sacó a la venta su álbum “Hearts and Bones” (“Corazones y huesos”), título de la canción tema donde en el coro de esa letra poética llena de evocaciones diversas se menciona a México, y que comienza así: “Eran uno y medio judíos errantes, libres para vagabundear donde eligieran, viajando juntos a través de La Sangre de Cristo, sangre de las montañas sagradas de Nuevo México Al final de su largo recorrido comenzaron, hace mucho tiempo, el arco de un romance, arco iris en el alto aire del desierto Cruzaron montañas, se metieron entre rocas, corazones y huesos…” Cuando cursaba el sexto año de primaria, Simon tocaba la guitarra y había conocido en el coro a un colega de voz brillante, Art Garfunkel (NYC, 5 de noviembre de 1942), con quien solía interpretar cosas de los Hermanos Everly (“Despierta pequeña Susie”, “Soñar”, “Adiós, amor”) En 1957, Simon compuso “Oye, colegiala” que juntos grabaron bajo el seudónimo de Tom y Jerry y lograron vender unas 150 mil copias del disco Siete años más tarde Simon emigró a Inglaterra donde realizó varios meses de recitales, no sin antes haber registrado en Estados Unidos con su guitarra y voz doce melodías del disco “Miércoles por la mañana, 3 AM” sin pena ni gloria, influido por el folk de Bob Dylan; la docena de piezas sería el origen del primero de varios discos que, con el tiempo, harían famosos al dueto como Simon & Garfunkel Una vez en Inglaterra, Simon se enteró de que el productor Tom Wilson de la disquera Columbia (quien contribuyó a la electrificación del sonido en Dylan), había alterado sin consultarlo una de sus canciones de aquel disco que acompañó la voz de Garfunkel: “Los sonidos del silencio” Agregó bajo y guitarras eléctricas, así como batería; esta pieza estaba sonando bastante fuerte en la radio estadunidense y alcanzó el primer sitio de popularidad, por lo que Simon regresó a Nueva York con un montón de nuevas melodías que conformarían los futuros registros de Simon & Garfunkel en los cinco discos que realizaron con gran éxito comercial “Huesos y corazones” dice, en el segundo verso: “Pensando en la estación anterior, mirando a través de las grietas en la puerta, dos personas contrajeron matrimonio La ceremonia fue extravagante, la desposada contagiaba su ardor de novia Aquellos sucesos lograron tener un efecto en el hombre con la chica a su lado El arco de un romance Sus manos acariciando los cabellos de ella, el amor como relámpago hasta proferir gemidos de corazones y huesos, corazones y huesos…” Tras dos años preparando “Bridge Over Troubled Water” (“Puente sobre aguas turbulentas”), grabación cumbre que salió en 1970, el dueto se deshizo: Garfunkel aceptó papeles como actor (en México filmó “Catch-22”, motivo por el cual Simon le dedicó los versos de su canción “El único chico viviente de Nueva York”, donde lo insta: “Vuela a México…”), y publicó con su buena voz solista algunos discos más sin igualar los otros que logró con su mancuerna A su vez, Simon grabó sus piezas en varios álbumes: “Paul Simon” (1972), “There Goes Rhymin’ Simon” (“Ahí van las rimas de Simon”, 1974), “Live Rhymin’” (“Rimas en concierto”, con el grupo sudamericano Urubamba, 1974), y en 1975 llamó a Garfunkel para una melodía que le compuso a su colega, “My Little Town” (“Mi pueblito”), del álbum “Still Crazy After All These Years” (“Aun loco después de todos esos años”) De cuando en cuando se presentaron en público como dueto y en 1982 ofrecieron un concierto gratuito en Nueva York ante medio millón de personas, que se publicó en el disco doble “The Concert in Central Park” En el coro de “Corazones y huesos”, Paul Simon canta: “Y ella preguntó: ‘¿Por qué no manejamos toda la noche y despertamos en México? Oh, yo no sé absolutamente nada, nada acerca de México Y dime, ¿por qué no me amarás por lo que soy, en el sitio donde estoy?’ Dijo él: ‘Porque el mundo no es así, nena Así es como te amo, así es como te amo’” Para la década de los 90, Paul Simon ofreció en el Auditorio Nacional de México dos conciertos con una estupenda banda de músicos sudafricanos En octubre del año pasado, Simon & Garfunkel volvieron a reunirse en una extensa gira por Estados Unidos que terminó el 22 de diciembre, de la cual publicaron una antología en dos CD: “The Essential Simon & Garfunkel” (checar en la red simondandgarfunkelcom) “Corazones y huesos” concluye, así: “Eran uno y medio judíos errantes… Regresaron a sus costas nativas para retomar antiguos asuntos, alzarse de pronto y especular quién había quedado más lastimado El tiempo dirá si aquellos consuelos tendrán su recompensa El arco de las alianzas en espera a ser restaurado Tomas dos cuerpos y los enroscas en uno solo, sus corazones y sus huesos, corazones y huesos, corazones y huesos” Las sesiones de estudio en 1964 que Paul Simon grabara solo, sin arreglos ni la voz de Garfunkel, con su guitarra y voz influido por los comentarios sociales de Bob Dylan antes de partir a Inglaterra, acaban de aparecer el 23 de marzo pasado en un plato láser bajo el título “The Paul Simon Songbook” (“Libro de canciones por Paul Simon”) Contiene las doce piezas en su forma original, antes de convertirse en las clásicas del repertorio de Simon & Garfunkel de los años 60 (ver sitio Internet: wwwpaulsimoncom), incluyendo “Los sonidos del silencio”, más dos versiones distintas de “Soy una roca” y “La iglesia arde” Simon consiguió en 1986 triunfar con su sonado disco “Graceland” (hogar de Elvis Presley) y casi repitió en 1990 con “The Rythm of the saints” (“El ritmo de los santos”); pero su musical de 1997 “The Capeman” (“El hombre de la capa”), en coautoría con el Premio Nobel de Literatura Derek Walcott fue rechazado Resulta curioso que en algunas fotografías y en el DVD del concierto “Paul Simon en París”, el autor de “Los sonidos del silencio” aparezca luciendo una gorra con el logotipo de la compañía Mexicana de Aviación

Comentarios