El FIC en las calles

martes, 18 de octubre de 2005
* Presencia francesa y rock japonés en los espacios abiertos * Los turistas, como siempre, hicieron su propia fiesta Guanajuato, Gto , 17 de octubre (apro)- De fiesta, emoción, encanto, música, baile, diversión y fuego estuvo lleno Guanajuato este fin de semana Una mantis religiosa de 16 metros de largo y 9 metros de alto se desplazó por Los Pastitos el viernes 14 y sábado 15, en donde cientos de personas observaron una función llena de acrobacias El grupo francés Malabar trajo al 33 Festival Internacional Cervantino Helios II, una puesta escénica más circense que teatral, que dio como referente leyendas fantásticas sobre el sol y los mitos ancestrales que simbolizaron la declinación del astro Un insecto dotado de unas gigantes pinzas de metal y escoltado por un vistoso séquito de saltimbanquis y zancudos, abrió este espectáculo que duró hora y media Su gran estructura tuvo como base el remolque de un camión y su cuello era una grúa movida por un acróbata Al títere gigante le precedieron unas criaturas de oro y plata --eran los "Hijos del Sol"-- que cabalgaron en zancos con resortes de aire comprimido, lo que les permitió bailar, saltar y tener contacto directo con el público Todo sucedió mientras música de inspiración futurista, era interpretada, en vivo, desde el vientre del insecto El director del grupo, Silvestre Jamet, quiso mediante este espectáculo surrealista "dar vida a sus telas como una manera de prolongar sus sueños" Y así con un elenco integrado por más de 30 artistas, este espectáculo de Malabar --una de las primeras compañías de teatro y circo de calle creadas en Francia en la década de los ochenta--, terminó con juegos de pirotecnia que hicieron que familias enteras y el público en general, quedaran sorprendidos, contentos y satisfechos por la presentación De igual manera, llena de ritmo, aplausos, gritos, música y repleta de gente, la noche de ayer domingo 16 en la explanada de la Alhóndiga de Granaditas, se presentó el compositor, cantante y guitarrista japonés Kazufumi Miyazawa, quien se ha convertido en un fenómeno musical en El Salvador, Río de Janeiro, Nueva York, Buenos Aires, Tokio y Okinawa a partir del éxito de ventas sobre todo, de su canción Shima Uta (Canción de Isla), basada en una historia triste de la isla de Okinawa Miyazawa Kazufumi, nacido en 1966 en Kofu, ha grabado cuatro discos: Sixteenth Moon, Afrosick, Miyasawa y Spritek En estos dos últimos se despliegan todos sus arreglos innovadores y una instrumentación ecléctica que incluyen su herencia oriental, rock y un gran influjo de la música brasileña Durando 90 minutos, tanto el vocalista Miyasawa, como el baterista Genichi Egawa, Tatsu Todoroki en el bajo, Hiroshi Takano en la guitarra, Fernando Moura en los teclados, Marcos Suzano y Kenji Imafuku en las percusiones, Luis Alberto Valle Molerio en la trompeta, Claudia Oshiro en coros y Reiko Tsuchiya en el violín y erhu, hicieron que la gente diera aplausos y gritos, aunque algunos no quedaron tan satisfechos por la música, ya que opinan, más que rock, se cayó en el estilo del pop Sin embargo, la festividad no decayó nunca durante todo el fin de semana, siguiendo siempre hasta altas horas de la madrugada Bares, restaurantes, jardines, explanadas, iglesias, museos, callejones y todo Guanajuato estuvo lleno de turistas y de todo tipo de público que hicieron de las calles de la ciudad un lugar intransitable, lleno de ambiente, alegría y entusiasmo; el teatro callejero, y música de todos los estilos también convirtieron a esta ciudad colonial en un lugar multicultural