Las secretarías de Cultura y Economía impulsarán la economía creativa

miércoles, 4 de septiembre de 2019
CIUDAD DE MÉXICO (apro).- A través de la firma de un convenio general de colaboración, las secretarías de Cultura (SC) y de Economía (SE), buscarán la protección de los derechos individuales y colectivos, el impulso a la economía creativa “con dimensión social” y la redistribución de la riqueza cultural. El acuerdo fue signado por las titulares de dichas secretarías Alejandra Frausto y Graciela Márquez Colín, respectivamente, esta mañana en Palacio Nacional, en donde reconocieron a la cultura como “un motor económico nacional que genera entre el 3 y el 6% del PIB”. De ahí que el convenio tenga como propósito “impulsar mejoras en las cadenas de valor en el mercado cultural creativo, así como la atención coordinada para el desarrollo de estas unidades económicas”, informó la SC a través de un comunicado. Incluso, señala la información, abre la posibilidad para organizar un observatorio de economía que “tenga dimensión social para desarrollar las industrias creativas”. No se menciona cómo lo organizarían y de qué manera aportaría la llamada Cuenta Satélite de Cultura del INEGI. Desde hace tiempo especialistas en cultura y economía, como los fundadores del Grupo de Reflexión en Economía y Cultura (Grecu), el desaparecido dramaturgo Víctor Hugo Rascón Banda o el economista Ernesto Piedras autor del volumen Cuánto vale la cultura, han tratado de impulsar mecanismos que favorezcan el vínculo entre ambos sectores. Hasta hoy, según palabras de la propia Frausto se cruzan “por primera vez los caminos de la política económica y cultural” para fomentar el desarrollo de las comunidades creativas del país con el mundo empresarial: “… abrir las puertas de la oferta cultural al sector económico y empresarial de México, para que sean asiduas audiencias, que sean parte de este movimiento, así se hace país”, dijo la funcionaria en la ceremonia de firma del convenio. Se busca también proteger los derechos colectivos de los pueblos indígenas, afromexicanos y “equiparables”, actualmente desprotegidos ante la sustracción y apropiación de su patrimonio cultural tangible e intangible (se han dado a conocer infinidad de casos de marcas nacionales y transnacionales como Zara, Nestlé, Liverpool, Carolina Herrera, Michael Kors, entre otros) e impulsar acciones que permitan mejorar sus economías. En su intervención la secretaría de Economía dijo: “Tenemos una vocación de contacto con el mundo empresarial, tanto con las grandes empresas como con las micro, pequeñas y medianas empresas, y de ahí que nos interesa ofrecer al sector cultural el desarrollo de capacidades empresariales, porque sólo así es que se valorizan los productos culturales y se protege la creación.  Ese desarrollo de capacidades empresariales es uno de los primeros puntos de contacto ya que podemos materializar en proyectos concretos.” Como una primera acción, resultado de esta colaboración, se anunció que el próximo viernes 13 de septiembre se abrirá en el Complejo Cultural Los Pinos, la primera feria-venta de productos tradicionales.  

Comentarios