Protestan maestros y SME frente a Segob; anuncian plan de acción

viernes, 27 de septiembre de 2013
MÉXICO, D.F. (apro).- Maestros de la Coordinadora Nacional de Trabajadores de la Educación (CNTE) y afiliados al Sindicato Mexicano de Electricistas (SME), entre otras organizaciones, protestaron este día en las inmediaciones de la Secretaría de Gobernación (Segob), luego de marchar desde el Ángel de la Independencia. Luego de entrevistarse con Alejandro Osuna, director de Enlace de la Segob, Martín Esparza, líder del SME, anunció un plan de acción para las próximas dos semanas. Esparza destacó que el miércoles 2 de octubre se unirán a las movilizaciones en conmemoración de la matanza estudiantil de 1968, y un día después realizarán un frente amplio con organizaciones sociales y sindicatos para “rescatar a la nación”. Cabe destacar que para el 2 de octubre la CNTE ha convocado a un tercer paro nacional en el que se prevé participen simpatizantes de otros sectores sociales, entre ellos el SME, y la protesta se replique en otras entidades del país. El SME también resaltó que el viernes 11 de octubre alistan una proclama por el servicio eléctrico, y el sábado 12 usuarios de energía eléctrica saldrán a protestar, mientras que el 13 del mismo mes se unirán a una manifestación con organizaciones sociales. En la marcha de este viernes participaron empleados administrativos de la sección 11 de la CNTE, quienes exigieron a la Secretaría de Educación Pública (SEP) cumpla con un programa de capacitaciones y otorgamiento de contratos de base. Además, un grupo de profesores de la sección 9 del Distrito Federal marcharon desde su sede sindical, en el Centro Histórico, hacia la sede de Gobernación, lo que provocó cortes a la circulación en las avenidas Hidalgo, Paseo de la Reforma y Bucareli. Rubén Núñez, líder de la sección 22, señaló que los profesores insisten en una audiencia con el presidente Enrique Peña Nieto, además que se deroguen las leyes secundarias de la reforma educativa y el cese de Emilio Chuayffet, titular de la SEP. Bloquean autopista en Veracruz En Veracruz, integrantes del Movimiento Magisterial Independiente volvieron a bloquear la entrada a la capital del estado para advertir al gobierno de Javier Duarte y a la Secretaría de Educación (SEV) que no regresarán a las aulas el próximo lunes, pese al punto de acuerdo y exhorto del Legislativo de volver a clases y de la minuta firmada el jueves pasado por líderes sindicales con el mandatario estatal. En contraste, en el Congreso, el presidente de la Junta de Coordinación Política, Flavino Ríos Alvarado, aseguró que el lunes ya habrá clases y señaló que la SEV ya fue enfática en señalar que, maestro que no se presente, se le descontará el día y podría ser sancionado. Unos 500 profesores cerraron desde temprana hora los cuatro carriles de la carretera que conecta a Xalapa con el puerto de Veracruz para impedir el paso de miles de automovilistas. Luego, conforme transcurrían las horas, establecieron retenes para cerrar la vialidad, primero en el inmueble de la SEV, después en el módulo de la Policía Estatal Acreditable con salida al municipio de Emiliano Zapata y posteriormente en la Central de Abastos. El ultimátum fue unísono para el gobernador: “O nos recibe y atiende nuestras demandas personalmente, o seguirán las marchas y plantones”. Después de 22 días de plantones desde que arrancó el conflicto magisterial, este viernes escalaron las movilizaciones con la toma de los cuatro carriles de tránsito de acceso a la ciudad, acción que desquició la zona sur de la capital del estado, en donde diariamente circulan unos 300 mil vehículos, entre particulares, taxis y transporte público urbano. Los maestros, con megáfono en mano, exigieron hablar con el gobernador y el titular de la SEV, Adolfo Mota Hernández, para que se hagan los acuerdos con ellos, “y no con el grupo de profesores que se reunió la tarde de este jueves con miembros del Congreso local, con ellos no queremos nada”, aseguraron. En el lugar del plantón, los maestros del Movimiento Magisterial Independiente y disidentes del Sindicato Nacional de Trabajadores de la Educación (SNTE), en sus secciones 32 y 56, desconocieron los acuerdos firmados con diputados y el gobierno de Duarte. “Desconocemos quiénes sean los profesores que firmaron el acuerdo con el Congreso. Exigimos que salga el secretario Adolfo Mota y todos los acuerdos se hagan con nosotros, no con los que se dicen líderes", advirtieron los inconformes. El único altercado se suscitó hoy con los reporteros gráficos, a quienes los docentes amenazaron con golpear si seguían tomando imágenes de cómo maestras abofetearon a una mujer que se identificó como docente y exigía el paso en su vehículo. Mientras los fotoperiodistas hacían su trabajo, docentes se les fueron a los empujones y rociaron de agua pluvial. Denuncias en Campeche En Campeche, por segundo día maestros inconformes con la reforma educativa mantuvieron en su poder la sede de la sección 4 del SNTE, la cual tomaron anoche luego de desalojar por la fuerza a su directiva. Aunque hasta ahora la directiva sindical que encabeza Mario Rodríguez Suárez no ha presentado denuncia formal por la toma de las instalaciones del sindicato, 19 maestros comisionados a éste, quienes fueron expulsados ayer del edificio, interpusieron a título personal sus respectivas querellas ante la Procuraduría General de Justicia del Estado (PGJE) en contra de quienes resulten responsables por lesiones, daños en propiedad ajena y robo. Los quejosos acusaron asimismo al diputado local independiente Manuel Zavala Salazar y al consejero nacional y dirigente estatal del Movimiento Regeneración Nacional (Morena), Aníbal Ostoa Ortega y Carlos Ucán Yam, respectivamente, de haber promovido la toma violenta del SNTE. “Ahí estuvieron, yo los vi”, aseguró Nelly Aguilar Camejo, una de las denunciantes, y aseguró que los manifestantes “no son maestros, pues si lo fueran yo los conocería, porque en el sindicato los conocemos a todos”. La contraparte aseguró que entre las personas que la directiva sindical apostó para proteger sus oficinas había muchos que nada tienen que ver con el gremio. En rueda de prensa, los tres políticos del Morena se deslindaron hoy de las acusaciones y, aunque reconocieron que pasaron por las oficinas del SNTE, aseguraron que sólo acudieron a llevar apoyos que los manifestantes les habían solicitado, entre ellos toldos y un equipo de sonido. Además, sostuvieron que aunque respaldan la lucha magisterial contra la reforma educativa, ellos no alentaron la violencia y advirtieron que pese a las acusaciones en su contra, seguirán apoyando en su lucha a los maestros siempre que se los soliciten. “La postura de Morena ha sido de solidaridad con los maestros, hemos denunciado que la reforma es lacerante para el gremio magisterial… ellos tienen autonomía, deciden qué harán en su lucha, nosotros nos hemos dedicado a presentar apoyo en materia logística para que puedan orientarse de mejor manera y con la vida jurídica con un despacho de abogados”, argumentó Ucán Yam. En tanto, el diputado Manuel Zavala afirmó que dejando de lado su fuero, está dispuesto a comparecer ante la autoridad judicial si así se le requiere, y acusó a la directiva del SNTE de haberse “arrodillado” al gobierno. En su oportunidad, el consejero de Morena, Aníbal Ostoa Ortega, admitió que sí pasaron por las sede del SNTE, pero únicamente para dar su apoyo moral a los maestros manifestantes, pero no para la toma del edificio. Los maestros, aclaró, “no son niños, sino personas con capacidad para razonar y pelear por sus derechos”. Por su parte, el director de Averiguaciones Previas de la PGJE, Mario Ortiz Rodríguez, dijo que suman 19 las querellas en contra de los manifestantes por lesiones, daño patrimonial y robo. En tanto, el secretario general de la sección 4, Mario Rodríguez Suárez, desconocido por los inconformes, dijo que la situación respecto de la toma de la sede sindical “ya está en manos de las autoridades que imparten justicia”. Mientras tanto, el secretario de Educación, José Martín Farías Maldonado, informó que hoy se llevó a cabo la primera sesión de los consejos técnicos escolares en los planteles de educación básica de toda la geografía estatal, donde se reportaron sólo 25 planteles que incumplieron con esa disposición. El funcionario explicó que los 200 días de clase están garantizados, debido a que el calendario escolar 2013-2014 se amplió ocho días para considerar un total de ocho sesiones de consejos técnicos escolares, a efectuarse el último viernes de cada mes en los mil 871 planteles públicos y privados de toda la entidad. Los consejos técnicos escolares sesionaron este viernes 27, por lo que los estudiantes de nivel básico no tuvieron clases. No obstante, los maestros, directores, supervisores, jefes de departamento, personal administrativo y de servicio sí tuvieron labores. Farías Maldonado mencionó que de acuerdo con los reportes de supervisores y personal de la Seduc, en 25 planteles de un total de mil 674 escuelas públicas de todo el estado no acudió el personal, “por lo que se documentaron los hechos para efectuar la sanción”. Las incidencias se reportaron en un total de 25 planteles educativos de los municipios de Calkiní, Campeche, Carmen, Champotón, Escárcega, Hecelchakán y Hopelchén. En Yucatán, docentes inconformes con la reforma educativa reanudaron sus protestas esta noche con una “marcha del silencio”, que partió desde la avenida Paseo de Montejo hasta el centro de Mérida, donde se plantaron en espera de que el gobierno del estado respondiera a su clamor de diálogo. Vestidos de negro y portando veladoras, los manifestantes, agrupados en el movimiento Docentes Unidos por Yucatán (DUY) expresaron así su duelo por la “muerte de sus derechos laborales”. Como colofón de su marcha, los mentores yucatecos se plantaron en la plaza principal, frente al palacio de gobierno, donde exigieron un encuentro con el gobernador priista Rolando Zapata Bello o el secretario de Gobierno, Víctor Caballero Durán. En Chiapas, al cumplirse un mes de las movilizaciones magisteriales, miles de maestros salieron a las calles en diferentes municipios acompañados de padres de familia, aunque los conflictos en algunos lugares no se han hecho esperar. De acuerdo con las dirigencias de las secciones 7 y 40 del SNTE, al menos 75% de los 87 mil maestros en la entidad participan en las movilizaciones para exigir la abrogación de la reforma educativa. Desde el 28 de agosto, en que iniciaron el movimiento, a la fecha, los maestros han sumado el apoyo de estudiantes universitarios, académicos y padres de familia. Por ejemplo, en la manifestación del miércoles 25, lograron reunir a más de 70 mil personas. Y todos los días ha habido manifestaciones de apoyo en diversos municipios de la entidad. Este viernes tocó el turno a Berriozábal, Las Rosas, Comitán y Tapachula. Sin embargo, los bloqueos carreteros, toma de edificios públicos y el plantón mismo que mantienen los maestros en la plaza central de Tuxtla Gutiérrez han sido cuestionados por empresarios y comerciantes, quienes reportan pérdidas económicas sin especificar montos. Este viernes 27, maestros bloquearon los accesos a los estacionamientos de plazas comerciales de Tuxtla Gutiérrez, “liberaron” la caseta de Chiapa de Corzo y se manifestaron frente a las oficinas administrativas de la Torre Chiapas. (Con información de Rosa Santana, Noé Zavaleta e Isaín Mandujano)

Comentarios