Alejandro Gertz

AMLO reconviene a Gertz: es mejor definir la cooperación sin estridencias

López Obrador expresó su respeto a Gertz Manero, pero respecto a su reacción en el caso Cienfuegos, expuso: “Yo no soy partidario que se escale este asunto. Creo que es cosa de respeto. (...) "Lo mejor es definir bien las reglas sin estridencias"
miércoles, 20 de enero de 2021

CIUDAD DE MÉXICO (apro).- Las expresiones del fiscal general Alejandro Gertz Manero sobre el trabajo de las agencias estadunidenses fueron abordadas hoy por el presidente Andrés Manuel López Obrador, con una reconvención:

Es mejor definir reglas claras en la cooperación “sin estridencias”.

Ayer, en entrevistas con Carmen Aristegui y con Ciro Gómez Leyva, Gertz Manero se exaltó ante los cuestionamientos sobre el cierre de la investigación sobre el exsecretario de Defensa, repatriado a México en diciembre, luego de mes y medio de permanecer detenido en Estados Unidos por cargos criminales que el Departamento de Justicia retiró y la jueza de la instrucción aceptó bajo la idea de que se le procesara en México.

Gertz Manero personalizó los cuestionamientos como ataques en su contra y advirtió que pediría asesoría a exministros mexicanos de instancias internacionales para evaluar si el asunto podía llevarse a una instancia de esa naturaleza y despejar las dudas sobre el proceder de la fiscalía.

Al respecto, el presidente López Obrador expresó su respeto a Gertz Manero, pero expuso:

“Yo no soy partidario que se escale este asunto. Creo que es cosa de respeto. Si antes los gobiernos permitían y se quedaban callados ante violaciones a la soberanía, ahora es distinto”.

El ojo público y los mensajes se han centrado, inclusive por el mandatario mexicano, en el desempeño de la DEA, institución estadunidense que a juicio del presidente “fabricó” el caso contra el exfuncionario peñanietista. Inclusive, el pasado lunes, admitió que el caso Cienfuegos fue el origen de la reforma a la Ley de Seguridad Nacional, estableciendo una regulación sobre el papel de agentes extranjeros en México, una posición que hasta esa fecha se había rechazado explícitamente.

“Lo mejor es definir bien las reglas sin estridencias. Habrá cooperación y vamos a ponernos de acuerdos. Necesitamos una muy buena relación con Estados Unidos y no tengo duda de que será así”, dijo el mandatario.

La polémica liberación del caso sobre el general Cienfuegos ocurrió apenas seis días antes del cambio de administración en Estados Unidos, lo que ha motivado dudas sobre el tipo de relación bilateral, de ahí que el presidente de México puntualizara hoy que la relación es necesaria pero debe darse sin injerencismo, de manera ordenada y respetuosa, “sin intromisión indebida y violatoria” de la soberanía por parte de las agencias estadunidenses.

Comentarios