Banxico

Inefectivo, ineficiente y contraproducente aumentar Tasa de Interés: Gerardo Esquivel

De acuerdo con la Minuta número 87 de la reunión de la Junta de Gobierno del Banxico, con motivo de la decisión de política monetaria anunciada el 30 de septiembre, el subgobernador fue el único de los cinco miembros que voto en contra de incrementarla.
jueves, 14 de octubre de 2021

CIUDAD DE MÉXICO (apro).—El subgobernador del Banco de México (Banxico), Gerardo Esquivel consideró que en la actual coyuntura, aumentar la Tasa de Interés “es inefectivo, ineficiente y contraproducente”.

De acuerdo con la Minuta número 87 de la reunión de la Junta de Gobierno del Banxico, con motivo de la decisión de política monetaria anunciada el 30 de septiembre, Esquivel fue el único de los cinco miembros que voto en contra de incrementar la Tasa de Interés de 4.50% a 4.75%.

Para Gerardo Esquivel “es inefectivo porque una mayor tasa no resuelve los factores que originan las presiones inflacionarias: aumento en precios internacionales de los insumos y disrupciones en las cadenas de suministro. Es ineficiente porque el aumento sí podría afectar a la economía en varias dimensiones: consumo, inversión, crédito y finanzas públicas”.

Además, agregó, el aumento reduce el espacio futuro para cuando la Reserva Federal inicie el proceso de normalización de sus tasas.

Anticiparse demasiado a este proceso, advirtió el subgobernador, podría implicar que en el futuro la tasa deba llevarse a un terreno muy restrictivo para no afectar la postura relativa.

Finalmente, lanzó, el aumento también podría ser contraproducente.

“Aumentos continuos podrían interpretarse como señales de que la inflación tiene un carácter permanente. Esto podría afectar las expectativas y al proceso de formación de precios. De hecho, del primer aumento a la fecha, las expectativas de corto plazo no han hecho sino aumentar, por lo que el objetivo buscado no se ha alcanzado” abundó.

 Así, remató Esquivel, cabría preguntarse si no sería mejor una política comunicativa que explicara con claridad la naturaleza del choque inflacionario actual, en vez de responder mecánicamente con aumentos continuos de tasas.

De acuerdo con la Minuta, el gobernador del Banxico, Alejandro Díaz de León; así como los subgobernadores Jonathan Heath, Irene Espinosa y Galia Borja optaron por aumentar la Tasa de Interés con el fin de evitar riesgos para la formación de precios que por la diversidad, magnitud y el extendido horizonte en el que los choques han afectado a la inflación.

Otro miembro destacó que con el fin de evitar un deterioro en las expectativas de inflación se han recomendado decisiones prudentes, predecibles y que fueran bien comunicadas.

Enfatizó que es importante diferenciar un reforzamiento de la política monetaria de un ciclo alcista de tasas, toda vez que la economía mexicana cuenta con una mejor posición macroeconómica que otras economías similares, que los estímulos fiscales y monetarios en México fueron acotados y que se mantiene una amplia holgura.

Otro miembro más dijo que  la trayectoria de inflación y está actuando decididamente. Opinó que se requiere de una acción decidida de política monetaria, aprovechando los espacios disponibles para atender el mandato prioritario.

De hecho, advirtió que, de no materializarse estas alzas, se enviaría una señal de complacencia.

Sobre el comportamiento de la inflación, todos mencionaron que las presiones inflacionarias globales y los cuellos de botella en la producción continúan afectando a las inflaciones general y subyacente.

Algunos destacaron la influencia de las presiones inflacionarias de Estados Unidos. Al respecto, uno subrayó que dicha economía destaca por presentar altas presiones de precios.

Algunos puntualizaron que lo anterior ha impactado los precios de las mercancías alimenticias. Uno resaltó la importancia de estos precios para el caso de México, ya que el componente de alimentos tiene un peso cercano a 25% en la inflación general, mientras que en otras economías emergentes es de solo el 22% y en economías avanzadas de 14%. No obstante, apuntó que las referencias internacionales sugieren que algunas de estas presiones han comenzado a disminuir.

Comentarios