"Confusión" en el gobierno de Calderón bloquea acuerdos: Rojas

lunes, 15 de marzo de 2010

MÉXICO, D.F., 15 de marzo (apro).- El coordinador de la bancada priista en la Cámara de Diputados, Francisco Rojas, afirmó este lunes que la “confusión” que existe en el gobierno de Felipe Calderón bloquea los consensos indispensables para impulsar las leyes que el país reclama.
    La declaración de Rojas se da a un mes de que se evidenciaron por primera vez las contradicciones entre el secretario de Gobernación, Fernando Gómez Mont, y el presidente nacional del PAN, César Nava, para establecer acuerdos con los partidos políticos, en especial con el PRI.
En un comunicado, el coordinador de diputados del Revolucionario Institucional responsabiliza al gobierno federal de haber generado, con su apatía, la falta de acuerdos.
Y puntualiza que existe una “errática conducción del país”, debido a lo cual el PRI “seguirá” trabajando “en su agenda legislativa”.
    El PRI, según Rojas, “reconoce que la confusión que prevalece en el gobierno federal acrecienta el letargo económico y de seguridad que experimenta nuestro país y, sobre todo, impide los consensos indispensables para impulsar muchas de las leyes que están pendientes y que la sociedad reclama”.
    Asimismo, señala que “es tiempo de superar la apatía del Ejecutivo federal e iniciar la construcción de un futuro promisorio para ésta y las próximas generaciones, de insertarnos con ventaja en la globalización inevitable”.
    Sostiene que a lo largo de 10 años de gobierno panista, el país ha perdido el rumbo, afectando con ello el desarrollo económico de la nación.
“La falta de rumbo mostrada en los últimos 10 años nos ubica en la disyuntiva de continuar en la inercia de tomar en serio la opción del desarrollo, estimulando a las empresas mexicanas para que generen innovación y riqueza, producción, productividad, competitividad y empleo”, se lee en el documento.
    Además, acusa a la banca de no cumplir con sus funciones de fomento al desarrollo industrial, “lo que ha obligado a las grandes empresas a acudir al extranjero, y a las pequeñas y mexicanas a sustentar su financiamiento con sus proveedores”. Esto último, añade, es muy grave “dado que son las que generan siete de cada 10 empleos industriales”.
    De acuerdo con el texto, el gobierno federal no ha diseñado una política pública de apoyo a la industrialización que establezca planes y programas institucionales de fomento que, además, señalen prioridades para el uso de los instrumentos económicos del gobierno y las empresas, y adelantó que los 237 diputados del PRI buscarán modificar esta situación.
   

Comentarios