Refuerza el SME huelga de hambre en el Zócalo

lunes, 26 de abril de 2010

MÉXICO, DF, 26 de abril (apro).- Este lunes, una decena de electricistas se sumó a la huelga de hambre que desde el domingo pasado sostienen otros once extrabajadores de Luz y Fuerza del Centro, en rechazo a la extinción de LFC.
    El dirigente del Sindicato Mexicano de Electricistas, Martín Esparza, denunció que el gobierno de Felipe Calderón nunca ha querido negociar con los trabajadores “una salida justa al conflicto” con el SME.
    La postura oficial, añadió, fue lo que motivó al SME a adoptar “esta medida extrema”, y agregó que este gobierno “no ve ni escucha a ninguno de los trabajadores con conflictos laborales, pues le interesa más privilegiar los intereses de las transnacionales que pretenden privatizar los servicios de energía eléctrica en la zona centro del país”.
    Incluso, comentó, funcionarios, exsecretarios y panistas “ya se dividieron el negocios”.
    La estrategia del SME es sumar al ayuno a diez trabajadores cada día, en tanto la dirigencia que encabeza Esparza “visitará” a cada uno de los once ministros de la Suprema Corte de Justicia de la Nación (SCJN) para exponerles la trayectoria del SME y de la extinta LFC, y asegurarles que la privatización estaría llevando al sector a épocas del porfiriato.
    Por cierto en la huelga de hambre participa su hermano Pablo Esparza y el vocero Fernando Amezcua.
    Los electricistas aprovecharán que el próximo sábado es 1 de mayo, Día Mundial del Trabajo, para presionar con su llamado a la “desobediencia civil” e instar a la SCJN a emitir un fallo a su favor y se reestablezcan los derechos de los sindicalizados.
    Esparza dijo que estas acciones serán indefinidas y confían que a la protesta se sumarán organizaciones políticas y laborales.

Comentarios