Enfrentamiento entre normalistas y policías en Durango deja 18 lesionados

martes, 21 de agosto de 2012
DURANGO, Dgo. (apro).- Policías estatales y estudiantes de la Escuela Normal Rural ‘J. Guadalupe Aguilera’ se enfrentaron esta mañana afuera de las instalaciones del plantel, ubicadas en el municipio de Canatlán, lo que dejó al menos diez jóvenes y ocho policías lesionados. Los antimotines trataron de desalojar el sitio luego de aplazarse el inicio de semestre, que debió comenzar el lunes 20, y darse la orden de vaciar el centro educativo, lo que provocó los roces con los normalistas, quienes se resistieron lanzando piedras, palos y algunas herramientas. Acto seguido, el grupo policiaco lanzó a los estudiantes gases no letales para dispersarlos, lo que provocó que la mayoría se refugiara de nuevo en la escuela. En medio de la zacapela, sólo se permitió el ingreso de socorristas de la Cruz Roja para que atendieran a los lesionados; más tarde, la delegación Canatlán del organismo reportó haber atendido a diez personas en el interior. Sonia Yadira de la Garza, titular de la Fiscalía General del Estado (FGE), informó que al menos ocho agentes estatales resultaron con heridas en la cabeza, provocadas por distintos proyectiles que les arrojaron los estudiantes. Al sitio llegaron padres de los normalistas, quienes también tuvieron roces con autoridades policiacas, aunque sin llegar al enfrentamiento físico. Previamente, varios estudiantes se habían apoderado de cuando menos cinco vehículos oficiales, entre ellos un camión cisterna cargado con combustible, perteneciente a Petróleos Mexicanos (Pemex), mismo que alojaron en el patio principal de la escuela. También se apropiaron de una camioneta del programa Oportunidades, vehículo que resintió abolladuras por golpes y después fue desmantelado. Alrededor del mediodía, elementos de la Policía Federal Preventiva llegaron al sitio para reforzar el operativo contra el secuestro de vehículos pertenecientes a instituciones federales y el cierre parcial de la carretera Panamericana, vía federal que atraviesa el país desde Juárez hasta Chiapas. El choque se da luego de un par de semanas de tensión en las que se acumularon denuncias por presuntas violaciones a los derechos humanos de alumnos de nuevo ingreso, quienes se quejaron de tratos indignos y violentos mediante novatadas de sus propios compañeros. Las quejas se dieron durante la semana de inducción, en la que los estudiantes de nuevo ingreso arriban al campus para ser instruidos en los fundamentos de la educación normalista. A la par, el llamado Consejo Estudiantil impone algunas exigencias –incluidas las físicas-- a los nuevos alumnos. Ante las incidencias, la Comisión Estatal de Derechos Humanos (CEDH) recomendó a las autoridades de Durango montar un cerco de vigilancia para prevenir los abusos contra los nuevos estudiantes, mismo que se montó desde el pasado 17 de abril. A la par, iniciaron negociaciones con estudiantes y directivos para establecer algunas medidas de seguridad y así evitar que prevalecieran las novatadas; sin embargo, hasta este día no se ha llegado a ningún acuerdo.

Comentarios