Desaparecidos

En La Bartolina no hay el debido resguardo: buscadoras; encuentran comida y botes de cerveza

Delia Quiroa sospecha que en ese lugar se hacen campamentos, pues encontraron restos de comida y latas de cerveza que se veían de consumo reciente.
viernes, 13 de agosto de 2021

REYNOSA, Tam.,  (apro).- En su segundo día de inspección en los alrededores del campo de exterminio de La Bartolina, en Matamoros, las buscadoras encontraron ropa y casquillos de bala, y constataron que el sitio no tiene protección, por lo que cualquier persona puede entrar y contaminar evidencias.

Delia Quiroa dio a conocer que, en la jornada de hoy, los 15 familiares que ayer acudieron en caravana al sitio de inhumaciones clandestinas hicieron un recorrido por otra parte del exterior del perímetro del terreno y encontraron material que puede considerarse evidencia de un crimen, aunque no hubo autoridad que hiciera el debido resguardo.

Sospecha que en ese lugar se hacen campamentos, pues encontraron restos de comida y latas de cerveza que se veían de consumo reciente, dijo.

“Ayer fuimos a la derecha y hoy recorrimos el lado izquierdo de La Bartolina y encontramos ropa y casquillos. Como que se hace un campamento, pues ahí van y se meten los fulanos, hay comida, botes muy nuevos de cerveza. El predio no tiene vigilancia las 24 horas. Lo que veo es que al Ministerio Público le vale madre. Como que no le importa y dice que a ver cuándo vuelve a ir”, se quejó.

Precisó que notificaron a un agente de la policía estatal de la existencia de las evidencias materiales, y el uniformado les comunicó que daría parte al Ministerio Público, aunque a ellas no les consta que lo hiciera, por lo que suponen que la ropa --entre la que había prendas de niña-- y los casquillos se quedaron desprotegidos en el sitio.

Asimismo, mencionó que Abraham Launizar, agente Ministerio Público (MP) federal, quien lleva los dos expedientes abiertos sobre las búsquedas en el sitio señalado –también conocido como La Brecha del Infierno--, ya les dio permiso para ingresar al predio, aunque deberán hacerlo acompañados de especialistas forenses que conduzcan la exploración.

“Sí nos vamos a meter próximamente, pero lo haremos legalmente. Tenemos que hacer primero gestiones para tener peritos y eso, y yo creo que mínimo es dentro de 15 días. La autorización ya está, que era lo que no querían darnos, y ahora tenemos que prepararnos”, puntualizó Quiroa Flores, quien coordina el grupo de Unión de Colectivos de Madres Buscadoras en Tamaulipas.

Además, celebró que ella y su madre, María Icela Valdez Chaidez, finalmente fueron incluidas oficialmente como víctimas interesadas en la búsqueda de La Barotolina, por disposición del agente del MP federal, Eder Aguirre Reyes. Ambas buscan a Roberto Quiroa Flores, hermano e hijo, secuestrado el 10 de marzo de 2014 en Reynosa.

 

Comentarios