INAH

Trabajos por techumbre colapsado en Casa de las Águilas de Templo Mayor costarían 14 mdp

El nuevo techo tendrá soportes en forma de “V” que distribuirán de manera uniforme el peso del techo, buscando que pueda soportar eventos naturales atípicos, como lo fue la granizada del pasado mes de abril.
miércoles, 13 de octubre de 2021

CIUDAD DE MÉXICO (apro).- A partir de la próxima semana la cubierta colapsada en la Casa de las Águilas de Templo Mayor finalmente se irá retirando.

Los trabajos y nueva techumbre correrán a cargo de GTC Geotecnia SA de CV, compañía adjudicada sin licitación, pues el seguro patrimonial del INAH (Agroasemex S.A) dio la opción de decidir directamente debido a que se trató de un siniestro, según informó a Apro la titular del Museo del Templo Mayor, Patricia Ledesma.

Vía telefónica informó que después de dos fases en donde se buscó, primero proteger el interior de la Casa de las Águilas (murales y piso de estuco, este último de un material muy frágil), y después analizar la mejor vía para un nuevo techo, en especial ante la temporada de lluvias, entrarán en la tercera fase: desmantelar la techumbre colapsada.

Aseveró que debido a que la Casa de las Águilas se encuentra pegada a la calle de Donceles, facilitará en cierta medida el retiro del techo con maquinaria pesada, y que los trabajos se realizarán en colaboración con el gobierno de la Ciudad de México, pues probablemente se cierre una parte de esa vialidad.

Respecto a la nueva techumbre, comentó que la decisión de que fuera la compañía GTC Geotecnia SA de CV -- aunque tuvieron propuestas de especialistas de la Facultad de Arquitectura de la Universidad Nacional Autónoma de México y de la Autónoma Metropolitana (UAM)--, se decidió por GTC Geotecnia por considerarla “más armónica con el entorno”, la decisión fue de un comité en el que también se encuentran:

El coordinador Nacional de Arqueología, Pedro Francisco Sánchez Nava; la directora de Operación de Sitios, Guadalupe Espinoza; Coordinadora Nacional de Restauración, Maricarmen Castro; la coordinadora Nacional de Obras, Iris Infante; el director del Proyecto Templo Mayor, Leonardo López Luján; la arquitecto especializada en conservación Michel de Anda; la jefa de Restauración y el coordinador de Recursos Materiales del Museo del Templo Mayor, Mariana Díaz de León Lastra y Luis Téllez, respectivamente; y Ulises Leyva, director de Medios de Comunicación del INAH.

--¿Fue a través de algún concurso?

--No en este caso, por ley, cuando se trata de un siniestro --en el caso de las licitaciones son un proceso largo--, teníamos la opción mediante el seguro de contratar a alguien directamente, sí se hizo una mini licitación, porque se invitaron a otras compañías y se evaluó cuáles era la más conveniente para la zona. Investigamos, evaluamos y se decidió al final GTC.

El nuevo techo tendrá soportes en forma de “V” que distribuirán de manera uniforme el peso del techo, buscando que pueda soportar eventos naturales atípicos, como lo fue la granizada del pasado mes de abril, situación a raíz de la cual colapsó el techo de la Casa de las Águilas

--¿A cuánto asciende el costo por trabajos de retiro y nuevo techo, y de dónde viene el dinero?

--El dinero que la aseguradora nos dio por el siniestro, Agroasemex,  alcanzó para Casa de las Águilas, cerca de 14 millones de pesos alcanza para todo, contratos de ingenieros, materiales, retiro de piezas, las nuevas, el arrastre de material. Estamos en conciliación de precios con TGC, aun no terminamos pero estamos cerrando”.

--¿Cuándo habría nueva cubierta?

--Probablemente se concluirá todo hacia finales del primer semestre del próximo año.

--Mencionaron que hay otras tres techumbres en Templo Mayor que se cambiarían también…

--Sí, de hecho ya pedimos a GTC Geotecnia que nos muestras sus propuestas para el cambio de las cubiertas, para eso sí buscaremos a la Secretaría de Cultura que siempre ha sido sensible para estos temas para el dinero, y también a la Ciudad de México que han estado al pendiente de nosotros, de hechos nos ayudaron con la cubierta de la Etapa 2 que no está mal pero sí requería un mayor agarre.

--¿Tienen un estimado de costo para estas techumbres?

--Aún no, y ahí sí va a estar complicado sobre todo por el tema de logística, porque la Casa de las Águilas está pegada a la calle, puede trabajar la maquinaria desde la calle, pero las otras están al interior, así que todo sería manual.

Museo del Templo Mayor en regreso

Respecto al Museo del Templo Mayor, abierto desde el pasado 13 de agosto, ha regresado poco a poco a la “nueva normalidad”, pues según Ledesma, debido a las piezas que alberga, muchas de ellas con restos de fauna, flora, huesos e incluso papel, no pueden abrir ventanas, pues hay un control de aire.

“Estamos agradecidos con la gente que nos ha apoyado y ha sido respetuosa de las medidas sanitarias y los horarios controlados (martes, miércoles, viernes y sábados de 10 a 15 horas), porque también tenemos que proteger al personal del museo; pero aún así el jueves pasado tuvimos un flujo de 350 personas en ese día, y creo que poco a poco se está recuperando el movimiento”, explicó la directora del museo.

En estos días exhiben la muestra “Tenochtitlan y Tlatelolco. A 500 años de su caída”, en la cual destacó una pieza de papel amate que se encontró en la Ofrenda 102 en el Templo Mayor. Expuesta por vez primera estará hasta diciembre de este año y regresará a su acervo, de ahí que la próxima vez que se pueda ver sea hasta 2025.

Comentarios