Vox

El ultraderechista Vox construye una "alianza anticomunista" en AL, afirma El País

El diario El País publica que el partido que preside Santiago Abascal está reclutando personalidades políticas de América Latina a título personal, como el expresidente colombiano Andrés Pastrana, Eduardo Bolsonaro, hijo del presidente brasileño, o Keiko Fujimori, excandidata presidencial de Perú.
lunes, 18 de octubre de 2021

MADRID (apro).-  El partido de la ultraderecha española, Vox, está tejiendo una “alianza anticomunista” en América Latina, teniendo como punta de lanza la llamada Carta de Madrid, manifiesto que acusa el avance comunista, y que en México firmaron algunos legisladores del Partido Acción Nacional (PAN).

El diario El País publica este lunes que el partido que preside Santiago Abascal está reclutando personalidades políticas de América Latina a título personal, como el del expresidente colombiano Andrés Pastrana.

También ha logrado sumar a Eduardo Bolsonaro, hijo y heredero político del presidente brasileño; Keiko Fujimori, excandidata presidencial en Perú; o José Antonio Kast, el líder del Partido Republicano chileno, que se opuso a derogar la Constitución del dictador Augusto Pinochet.

El caso de Pastrana es el que más repercusión ha tenido, luego que el 10 de octubre participó a través de una grabación en Viva 21, la fiesta que Vox celebró en Madrid, y en junio pasado intervino en una cumbre telemática del ERC, el grupo del Parlamento Europeo en el que participa Vox al lado de los ultraconservadores polacos de Ley y Justicia y los húngaros de Victor Orbán.

El diario madrileño precisó que el acercamiento de Pastrana a Vox causó sorpresa y malestar en el Partido Popular (PP), ya que el político colombiano es el actual presidente de la Internacional Democrática de Centro (IDC), de la que Pablo Casado (presidente del PP) es vicepresidente. Pastrana acudió, además, a la reciente convención del PP, junto al exmandatario mexicano Felipe Calderón.

El partido de Abascal apareció en México en septiembre pasado en un acto antiabortista, y en el que se presentó el supuesto respaldo de diputados del PAN y algunos del Partido Revolucionario Institucional (PRI) a la llamada Carta de Madrid, que es el manifiesto que alerta del supuesto “avance del comunismo” en la Iberosfera, el nombre con el que la ultraderecha española pretende rebautizar a Iberoamérica.

Abascal fue invitado al Senado de México por el coordinador del PAN, Julen Rementería, para sellar la alianza con la Carta de Madrid, y en la que participaron otros legisladores como Víctor Fuentes, Marco Antonio Gama y Roberto Moya Clemente, las senadoras Alejandra Reynoso, Guadalupe Murgía, Lily Tellez, Nadia Navarro, Indira Rosales, Mayuli Latfa, Gina Cruz y Minerva Hernández. Ante las críticas, no solo los partidos, sino casi todos los firmantes se deslindaron.

Otros firmantes del pronunciamiento son Mario Romo, presidente de Red Familia o Pablo Adambe, fundador de Nada nos Detiene A.C.

En su opinión una parte de América Latina y España (Iberoamérica) ya había sido “secuestrada por regímenes totalitarios de inspiración comunista, apoyados por el narcotráfico bajo el paraguas del régimen cubano”.

Abascal busca a través de dicha carta construir una “estructura permanente y un plan de acción anual”.

Es decir, Vox pretende conformar y liderar una nueva organización internacional denominada Foro Madrid, que sea una alternativa al Foro de Sao Paulo y al Grupo de Puebla, las dos plataformas de la izquierda latinoamericana. En la primera iniciativa participan desde el Partido del Trabajo de Brasil al Partido Comunista de Cuba; y en la segunda, participa un puñado de políticos de perfil socialdemócratas, como Alberto Fernández, Lula de Silva, Evo Morales, Rafael Correa, Pepe Mujica o José Luis Rodríguez Zapatero.

En la iniciativa de Vox, señala el diario, hasta ahora participan populistas de derechas y nostálgicos de las dictaduras militares, que tiene como fin unir a este “conglomerado heterogéneo al que une su visceral rechazo a los gobiernos de izquierda, tanto autoritarios como democráticos”.

Los enviados de Vox a América para ir engrosando la iniciativa está el eurodiputado Hermann Tertsch (antiguo periodista e hijo de un diplomático de la Alemania nazi, y propagandista de esa causa durante la Segunda Guerra Mundial, el periodista hispano-húngaro Ekkehard Tertsch), y al diputado Víctor González Coello de Portugal.

Vox tiene fuertes lazos de alianza con las organizaciones fachada de El Yunque en España, como son HazteOír y Citizen Go, como lo confirmó Wikileaks recientemente. Proceso había adelantado los vínculos entre Abascal y Hazte Oír, documentado en diciembre de 2012, cuando la organización ligada a El Yunque premió a Abascal, entonces presidente de la ultraconservadora Denaes (Fundación para la Defensa de la Nación).

Comentarios