Exigen el PAN liberar a sacerdote vinculado a red de pornografía infantil

jueves, 21 de mayo de 2009
JALAPA, Ver , 21 de mayo (apro)- Desde la tribuna del Congreso local, el diputado panista Antonio Remes Ojeda exigió a la Procuraduría de Justicia del Distrito Federal (PGJDF) poner fin al arraigo decretado contra el cura Rafael Muñiz López, a quien se le vincula con una red de pornografía infantil
         En la sesión plenaria, el panista hizo hoy un pronunciamiento en favor de la "liberación" del sacerdote, pues según el legislador la PGJDF pretende prolongar el arraigo, impuesto el 17 de abril pasado, generando con ello incertidumbre en torno de su situación legal
         Argumentó que los representantes eclesiásticos solicitaron a las autoridades del Distrito Federal que el proceso se lleve a cabo con toda justicia, "pero también que no haya un abuso, ya que los penales en México son una porquería, y sería injusto que Rafael Muñiz continúe preso por un delito que no cometió, puesto que hasta hoy no han encontrado pruebas de su culpabilidad"
         Esa situación, asumió, ha generado molestias dentro de la Iglesia católica, pues los sacerdotes suponen un "golpeteo por este tema" en los medios, sin embargo, la autoridad judicial responsable de la investigación aún no ha llamado a declarar a los presuntos responsables de ese delito
         El cura Rafael Muñiz y su hermano Francisco Javier fueron detenidos en la parroquia de San Pedro Apóstol de Jalapa el pasado 17 de abril y trasladados a la Ciudad de México, donde permanecen desde entonces bajo arraigo junto con otros siete involucrados en el delito de pornografía infantil
         La PGJDF acusó al sacerdote de formar parte de una red internacional de pornografía infantil luego de decomisar la computadora de la parroquia en la que se encontró un correo con imágenes de actos sexuales de adultos con menores de cero a 10 años de edad
         Remes Ojeda argumentó que las autoridades capitalinas "no ofrecen las pruebas necesarias para tratarlo como culpable", toda vez que en la reciente reforma judicial se señala que "toda persona es inocente hasta que se demuestre lo contrario", la cual es aplicable para el resto de las entidades
         Consideró que el indicio exhibido por la PGJDF "no alcanza valor probatorio para exhibirlo de la manera como lo hacen los medios, y por eso la ciudadanía ha brindado al sacerdote el beneficio de la duda y se ha manifestado a favor de que se le trate con respeto hasta no probar su participación en el delito que se le imputa"
         Aunque admitió que el delito que se le imputa al cura es grave y sumamente reprochable, el panista consideró necesario que las autoridades agilicen la averiguación, "misma que se ha inmovilizado toda vez que no se encuentra ningún elemento sustancial para inculparlo"

Comentarios