Caravana por la Paz y organizaciones de El Paso firman "código de conducta" para venta de armas

martes, 21 de agosto de 2012
EL PASO, Texas.- (apro).- La Caravana por la Paz firmó un acuerdo con organizaciones sociales para impulsar un “código de conducta” para la venta de armas en el estado y evitar la violencia en el futuro. Reunidos en la plaza principal de esta ciudad, por donde hay trasiego de armas, las organizaciones sociales han impulsado que el congreso local establezca medidas más estrictas para la venta de armas en el estado. Se convocó a dueños de armerías pero ninguno acudio. En el Paso, Texas, colindante con Ciudad Juárez, Chihuahua, existen 85 comerciantes autorizados de armas de los 5,800 que actualmente registrados en el estado. En el evento realizado en el zócalo de la ciudad el sacerdote Arturo Bañuelos, de la Iglesia de Saint Pio, lanzó un mensaje en el que aseguró que la venta de armas es una locura que está fuera de control en Estados Unidos. Dijo que los defensores de la libre compra de armas se equivocan al afirmar que están más seguros. Indicó que en los últimos diez años han muerto 300 mil personas por balas en Estados Unidos y 10 mil en México. "Cómo podemos decir que ahora estamos más seguros porque tenemos más armas. Hoy cualquiera tiene acceso para comprar armas fácilmente hasta por internet. Es una locura fuera de control", dijo el sacerdote. El religioso, reconocido por su trabajo social, advirtió que los políticos estadunidenses están intimidados por los grandes poderes para no establecer reglas más duras. "No estamos en contra, pero la cultura de armas está fuera de control" insistió. Bañuelos argumento que el fracaso del liderazgo en los dos países ha permitido esta locura de las armas. Reconoció que ahora la Caravana por la Paz abre un espacio para que se pidan mejores leyes sobre la venta de armas. Pidió a los asistentes al acto realizado por la noche, renovar el compromiso de no quedarse callados y exigir más protección de derechos humanos y menos armas. El “código de conducta” es un decálogo en el que se pide que se grabe en video toda venta de armas de fuego; mantener un sistema de alerta de registro computarizado; disuadir de identificaciones falsas; poner a la vista las responsabilidades legales en los lugares de venta. También, verificar los antecedentes legales de los vendedores y empleados; entrenamiento de estos últimos; chequeo de inventario; que no se permita la venta si no se han recibido los resultados del chequeo; y el aseguramiento de las armas. Ya por la noche una decena de mexicanos y estadunidenses realizaron una marcha por la paz en las calles del centro de la ciudad, llevando en sus manos fotos y cruces de madera con el nombre de algunas de las víctimas de la guerra contra las drogas impulsada por Felipe Calderón. Mientras pasaba la Caravana se iban leyendo los nombres de los mexicanos caídos y enseguida, como un eco, el grito "presente".

Comentarios