Nacional

Abandono de Peña y Osorio, entre las razones de Robles para colaborar con la FGR por la Estafa Maestra

El defensor de la exfuncionaria reveló que ni Peña Nieto ni Miguel Ángel Osorio Chong “tuvieron ningún acercamiento, ni siquiera una llamada, con Rosario Robles. No solamente la abandonaron políticamente, sino también afectiva y económicamente”, enfatizó.
martes, 24 de noviembre de 2020

CIUDAD DE MÉXICO (apro). El abogado Epigmenio Mendieta dio a conocer hoy las razones por la que Rosario Robles decidió finalmente colaborar con la Fiscalía General de la República (FGR) para terminar de armar el rompecabezas de la llamada “Estafa Maestra”.

En entrevista con el periodista Ciro Gómez Leyva en su noticiario de Radio Fórmula, el litigante dijo la secretaria de Desarrollo Social (Sedesol) y de Desarrollo Agrario, Territorial y Urbano (Sedatu) en el sexenio pasado decidió tomar ese camino para evitar pasar el resto de su vida en prisión, pues los nuevos delitos que le imputaron --delincuencia organizada y operaciones con recursos de procedencia ilícita--, implicarían permanecer hasta 45 años en prisión.

“Esta decisión es resultado de la orden de aprehensión que existe por dos delitos graves: delincuencia organizada y operaciones con recursos de procedencia ilícita. La pena que podría resultar de estos procesos sería más o menos de 45 años, Rosario tiene 64 años; se traduce que el resto de su vida tendría que pasarla en prisión”, explicó Mendieta.

Otro elemento de peso que, a decir de Mendieta, influyó en el ánimo de Robles Berlanga para aceptar convertirse en testigo colaborador de la FGR fue el “abandono político y económico” en que la dejó el grupo político con el que trabajó en el gobierno de Enrique Peña Nieto.

La dejaron sola

La exfuncionaria, dijo, esperaba solidaridad por parte de quienes formaban parte del gabinete del sexenio de Peña Nieto y de quienes se decían sus amigos.

Sin embargo, subrayó, ésta nunca llegó.

“No solamente la abandonaron políticamente, sino también afectiva y económicamente”, enfatizó.

El defensor reveló que ni Peña Nieto ni Miguel Ángel Osorio Chong “tuvieron ningún acercamiento, ni siquiera una llamada, con Rosario Robles”.

Este martes, Mendieta acudirá a la FGR a presentar formalmente la petición de su defendida para acogerse al programa de testigo colaborador lo que implica proporcionar información que permita esclarecer la investigación sobre la denominada “Estafa Maestra”.

“Su interés es tener esclarecimiento de los hechos, saber qué pasó y cómo se llevaron a cabo los convenios, quiénes participaron, quién dio la instrucción, como es que terminaron decidiendo cuáles eran las empresas que se contrataban y dónde quedaron esos recursos.

“La respuesta la tendríamos esta semana de la Fiscalía. A partir de la respuesta, empezaríamos los procesos, en principio la toma de declaraciones que hará la propia Rosario. Yo espero que este mes, tengamos un avance sobre la liberación de Rosario Robles”, detalló el defensor.

Al acogerse al beneficio admite su participación

--¿Rosario Robles si conoció entonces cómo se fraguó la “Estafa Maestra”? le preguntó Gómez Leyva.

Mendieta respondió sin rodeos:

“Al aceptar colaborar con las autoridades, se entendería que la excolaboradora de Enrique Peña Nieto estaría admitiendo la existencia de la “Estaba Maestra” y su participación en ella”.

No obstante, el abogado aclaró que Robles Berlanga aún no se declara culpable.

“Ella está en la condición de decir lo que sepa directamente de los actores, en su calidad de secretaria de Estado; es decir, sus entrevistas con el presidente, con secretarios de estados, de Gobernación, Hacienda, o con quien le pregunten”, explicó.

Antes de esta repentina decisión, Rosario Robles siempre negó conocer cómo se fraguó el desvío millonario de recursos a través de la llamada “Estafa Maestra” y más aún se dijo víctima del sistema.

Pero a raíz de que se filtró la declaración ministerial de uno de sus principales colaboradores, Emilio Zebadúa, en las que no sale bien librada, la exfuncionaria dobló las manos y decidió reconsiderar su postura y buscar el beneficio que la ley le otorga siempre y cuando aporte pruebas fehacientes del quebranto al erario y delate a sus superiores jerárquicos.

Comentarios