CNDH

CNDH pide al gobierno de AMLO reforzar acuerdos de repatriación entre México y EU

Alrededor de 70% de las personas de origen mexicano que viven en el país del norte “se encuentran expuestas a ser devueltas a su país de origen”, puntualizó Rosario Piedra Ibarra.
lunes, 15 de febrero de 2021

CIUDAD DE MÉXICO (apro).- Ante el riesgo de que 70% de la población de origen mexicano que vive en Estados Unidos sea deportada, la presidenta de la Comisión Nacional de los Derechos Humanos (CNDH) alentó al gobierno federal a “reforzar los acuerdos de repatriación entre México y Estados Unidos” para proteger y garantizar los derechos humanos de los migrantes.

Durante la presentación del “Diagnóstico 2020 sobre Derechos Humanos de las y los mexicanos en retorno desde Estados Unidos de América durante su detención, traslado, repatriación y reinserción social en México”, la ombudsperson Rosario Piedra Ibarra precisó que el documento establece 59 acciones específicas para apoyar a los mexicanos repatriados.

En un mensaje virtual detalló que entre las acciones puntuales destaca la creación de “programas especiales que consideren el acompañamiento para realizar trámites básicos para reintegrarse a los servicios de educación, vivienda y salud, y tramitar certificaciones por estudios y experiencia profesionales realizados” en Estados Unidos.

De acuerdo con el documento presentado, 11 millones 489 mil 171 personas de origen mexicano radicaban en Estados Unidos en 2019, de los cuales alrededor de una tercera parte contaban con la nacionalidad estadunidense.

Alrededor de 70% de las personas de origen mexicano que viven en el país del norte “se encuentran expuestas a ser devueltas a su país de origen”, puntualizó, tras señalar que mientras en 2006 sumaban 2.5 millones de personas de origen mexicano que contaban con nacionalidad estadunidense, en 2018 esa cifra aumentó a 3.6 millones.

La suposición en la investigación de la CNDH está basada en datos de la Unidad de Política Migratoria de la Secretaría de Gobernación (Segob), que documento, en 2018, 203 mil 669 eventos de repatriación y un año después 211 mil 241, lo que refleja un aumento de 3.2% en un año.

Del total de repatriados en 2019, 190 mil 742 eran hombres y 20 mil 494 mujeres, siendo 58.74% procedentes de los estados de Guerrero (22 mil 632), Oaxaca (19 mil 649), Michoacán (18 mil 071), Guanajuato (14 mil 485), Chiapas (13 mil 137), Veracruz (12 mil 548) y Puebla (12 mil 394).

En lo que respecta al total de niños repatriados, 12 mil 736 eran menores de 17 años (10 mil 943 hombres y mil 793 mujeres). El resto eran adultos (179 mil 804 hombres y 18 mil 701 mujeres).

Los datos proporcionados a la CNDH por la dependencia revelan que el mayor número de repatriaciones en 2019 se realizó por Tamaulipas, con 71 mil 083 deportados; Baja California, con 66 mil 174, y Sonora, con 35 mil 270.

Según la información oficial, en los primeros nueve meses de 2020 se registraron 135 mil 807 deportaciones de personas mexicanas, lo que significa una disminución, en el mismo periodo de 2019, de 13.53%, situación que para la CNDH puede atribuirse a la pandemia de covid-19, “derivado de las medidas restrictivas de confinamiento que no permitieron la movilidad de las personas”.

De la cifra de personas repatriadas de enero a septiembre de 2020, 123 mil 289 fueron hombres y 12 mil 518 mujeres, y del total, 93.71% tenía más de 18 años, provenientes de Guerrero (12 mil 725), Michoacán (11 mil 666), Guanajuato (11 mil 681), Oaxaca (10 mil 088), Chiapas (8 mil 908) y Veracruz (8 mil 360).

Por información que le proporcionó la Segob, la CNDH confirmó que el mayor número de repatriaciones en 2020 se dieron por las garitas fronterizas de Tamaulipas (46 mil 695), Baja California (25 mil 018) y Sonora (21 mil 403).

Sin embargo, el año pasado se detectaron repatriaciones hacia Ciudad de México (5 mil 240), Jalisco (6 mil 75), Michoacán (mil 380), Puebla (797), Querétaro (978) y Tabasco (3 mil 135).

Durante la presentación del informe, la Quinta Visitadora General, Elizabeth Lara Rodríguez señaló que la pandemia no detuvo las deportaciones a México, y que en Estados Unidos los connacionales fueron sometidos a “condiciones indignas de detención y deportación”, vulnerando sus derechos a la movilidad, debido proceso, asistencia consular y seguridad humana.

No obstante, reconoció que cuando los repatriados llegan a México las condiciones no son mejores, toda vez que hay “falta de políticas públicas a las múltiples necesidades” para la atención de este grupo de población.

Abundó que prevalece el “desconocimiento de sus derechos, así como los canales para acceder a programas sociales ofrecidos por las autoridades, para que sean de fácil acceso para la reinserción a la vida social”.

La visitadora destacó que para apoyar a la población repatriada, la CNDH solicitó información a las secretarías de Gobernación y de Relaciones Exteriores, así como a las 32 secretarías de gobierno del país, “respecto de los programas ofrecidos por autoridades para apoyar a los connacionales”.

Y, tras señalar que la información de los programas sociales fue sistematizada para que sea de fácil acceso para el proceso de reinserción a la vida social, Lara Rodríguez anunció el inicio de la campaña “México siempre será tu casa, la CNDH te orienta y te acompaña”.

 

Comentarios