Vinculan a proceso a exalcalde de El Carmen y su extesorero por peculado

miércoles, 23 de noviembre de 2016
CAMPECHE, Cam. (apro).- El exalcalde de El Carmen Enrique Iván González López y Francisco Moguel Reyes, su extesorero en ese ayuntamiento, quedaron vinculados a un segundo proceso penal por el delito de peculado ahora por un monto de 462 mil 92 pesos con 12 centavos, que desviaron para cubrir el pago de nóminas. Al reanudarse la audiencia de vinculación relativa al expediente 82/16-17/JC, que inició el pasado viernes y se cerró ayer casi a la medianoche, la juez de Control Ana Concepción Gutiérrez Pereira rechazó la agravante de “en pandilla” que pretendió adjudicarles la Fiscalía General del Estado (FGE) a ambos exfuncionarios. Así mismo, la juzgadora redujo a 462 mil 92 pesos con 12 centavos el monto del presunto peculado, pues los fiscales no pudieron acreditar el desvió de los 616 mil 688 pesos con ocho centavos que les imputa. El pasado 2 de septiembre, la misma juez vinculó a proceso y dictó prisión cautelar por un año a González López y a Moguel Reyes, quienes habían sido detenidos dos días antes en Ciudad del Carmen, acusados por la Auditoría Superior del Estado de peculado. En aquella ocasión ambos quedaron sujetos a proceso por la sustracción de nueve millones 281 mil 392 pesos de un endeudamiento de 241 millones que el Congreso local autorizó al ayuntamiento de El Carmen en la administración municipal de González López para su inversión específica en obra pública. Ese recurso, según la fiscalía, fue desviado para pagar a la empresa que les asesoró y las comisiones que el banco les cobró por el crédito. En este segundo proceso, el argumento de la fiscalía es que los dos exfuncionarios desviaron 616 mil 688 pesos con ocho centavos de un crédito para obra pública, pero la defensa demostró que 154 mil 593 mil pesos fueron destinados al pago de los trabajadores en la primera fase del proyecto del malecón-costera. Por su parte, la fiscalía sólo comprobó el desvío de 205 mil siete pesos con 12 centavos, que sirvieron para cubrir los gastos de contratación y apertura de la cuenta bancaria, así como 157 mil 88 pesos con ocho centavos que fueron transferidos de una cuenta a otra en el banco Santander para pagar la nómina de la Policía Municipal. Al hacer uso de la palabra, el exmunícipe, quien en todos los cargos públicos que ostentó --delegado de Semarnat, diputado local, secretario estatal de Salud y presidente municipal--, le fueron señalados presuntos actos de corrupción y enriquecimiento ilícito, se quejó contra la autoridad de “inequidad”. Y reprochó que se le acuse de un delito, cuando él y su extesorero no desviaron esos recursos para su beneficio personal, sino para para pagar la nómina de los trabajadores. En esa misma audiencia, se soltó el dato de que hay una orden de aprehensión en contra de un tercer exfuncionario implicado en este caso. Las dos acusaciones contra el priista González López, expanista, y quien llegó a la alcaldía carmelita impulsado por el Partido Verde Ecologista de México (PVEM), han generado críticas al gobernador Alejandro Moreno Cárdenas y puesto en tela de juicio la autenticidad de su discurso anticorrupción. Y es que los montos y los argumentos por los que se está procesando al munícipe resultan irrelevantes frente a otras denuncias, como las que presentó ante el Congreso del estado la actual administración municipal, por irregularidades más graves y que implican desvíos de cantidades multimillonarias, obras fantasmas, tráfico de influencias y corrupción, entre otras acusaciones, y respecto a las cuales la autoridad estatal ha sido omisa.